Huelva

Los médicos de Basta Yase suman a la huelga de mediados de mes

  • Los paros tendrán carácter intermitente si fracasan las negociaciones que los facultativos mantienen con el SAS

Edificio donde se ubica el centro de salud Huelva-Centro. Edificio donde se ubica el centro de salud Huelva-Centro.

Edificio donde se ubica el centro de salud Huelva-Centro. / alberto domínguez

La Plataforma Basta Ya de Huelva ha decidido sumarse a la convocatoria de huelga del Sindicato Médico que, a su vez, retoma los puntos planteados por la Asociación Basta Ya de Málaga. La huelga consistirá en paros entre las 11:00 y 15:00 y entre las 16:00 a 20:00 a partir del día 15 aunque en Huelva es más que probable que la huelga comience algunas jornadas más tarde.

El Colegio de Médicos ha sido el escenario en el que facultativos de Atención Primaria de toda la provincia se han reunido a la llamada de la plataforma que arrancó el pasado mes de febrero. Se trata de un total de 23 centros de salud que hasta el momento han mostrado su decisión unánime de secundar la huelga en forma de paro intermitente, según explicó el portavoz de este colectivo, Antonio Ortega.

Hay profesionales que tienen que asumir cupos de hasta 2.200 pacientes

El portavoz subrayó la "unidad que se encuentra en los médicos, ya que planteamos unas reivindicaciones que consideramos que son justas, no estamos pidiendo la luna". Para la plataforma, en palabras de Ortega, este "es el momento de reivindicar porque tenemos la razón".

Basta Ya asegura que "no queremos hacer daño a los usuarios sino todo lo contrario", de manera "que esta huelga no va contra nadie y si se llega a un acuerdo con el SAS, la convocatoria se retirará".

La reunión del pasado martes sirvió también para realizar los trámites necesarios para hacer la convocatoria de huelga extensible a los centros con los que aún no se ha contactado, aunque están en ello: "Estamos terminando de recoger firmas de adhesión entre los compañeros médicos de Atencion Primaria para respaldar nuestras reivindicaciones y configurar un documento marco de deficiencias de plantillas para exigir a la Administracion, la dotación adecuada de acuerdo a los tamaños y cargas de trabajo específicas de los cupos".

Además del incremento de las plantillas de facultativos de los centros de salud, "solicitamos estabilidad en el trabajo con contratos de larga duración, fijar una tasa de reposición del 100% en las ausencias previstas, disponer de al menos 10 minutos para ver a cada paciente y de recursos diagnósticos adecuados sin trabas, igualar los sueldos con la media española (igual salario para igual trabajo) y rechazamos los contratos programas, solicitando además la implantación de la vigilancia en todos los centros de salud para evitar las agresiones a los profesionales", según se indica en el documento rubricado en dicha reunión y que asume los planteamientos esgrimidos desde Málaga.

La sensación de frustración por parte de los facultativos es el resultado de situaciones que han de afrontar en el desempeño de su actividad. Ortega indicó que no es asumible que un médico de familia tenga un cupo de 2.200 pacientes, "lo que hace utópica la idea de que pueda dedicar a cada usuario siquiera 10 minutos". Respecto a la solicitud de pruebas diagnósticas, los médicos han de someterse a un auténtico proceso burocrático hasta conseguir los permisos oportunos. Algunas de esas pruebas se están realizando últimamente en los centros de salud. Ese es el caso de la instalación de ecógrafos en algunos de ellos. Para Antonio Ortega esa ha sido una medida positiva, siempre y cuando "los facultativos tuvieran el tiempo necesario como para poder realizar las pruebas".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios