Huelva

El jurado declara culpables por unanimidad a los cuatro acusados del crimen de El Campillo

  • La fiscal solicita por el asesinato 20 años para Daniel, José y Álex, y solo 11,5 para Horacio

Los cuatro acusados, de espaldas, antes del inicio de la lectura del veredicto. Los cuatro acusados, de espaldas, antes del inicio de la lectura del veredicto.

Los cuatro acusados, de espaldas, antes del inicio de la lectura del veredicto. / M.G. (Huelva)

El jurado popular del crimen de El Campillo declaró ayer culpables del asesinato de José Rachón el 1 de septiembre de 2016 a los cuatro adultos acusados por estos hechos: Daniel Leroy Oliva, José Almansa, Álex Ramos y Horacio Suárez. Por unanimidad, también decidieron que son responsables del robo con violencia en la casa de la finca Calero en la que se encontraba la víctima y del asalto al bar de la piscina municipal campillera.

En base al objeto del veredicto, los miembros del tribunal estiman que estos se encontraban en la vivienda de Almansa cuando Daniel Leroy les dijo que sabía que había un anciano que tenía en su casa 14.000 euros, "accediendo todos a llevar a cabo el robo". Después asaltaron la piscina municipal de El Campillo, rompiendo la puerta y "apoderándose de diversos productos".

De allí fueron a pie a la casa donde vivía solo el anciano. "Para comprobar si había alguien llamaron a la puerta, aprovechando su superioridad numérica se escondieron todos y, al abrirla, uno de los acusados le propinó un fuerte golpe que lo dejó tirado en el suelo inconsciente". A continuación lo agredieron, golpeándolo "con un palo en la cabeza, le pisaron las costillas, cogieron una cobaya que tenía José en la vivienda para que le mordiera en diversas partes del cuerpo, le comenzaron a cortar una oreja con un cuchillo de grandes dimensiones, aumentando deliberada e innecesariamente el dolor de la víctima", echándole finalmente restos de basura y salmuera por todo el cuerpo para que les dijera dónde estaba el dinero.

No ha quedado probado que se fueran de la casa pensando que el hombre había muerto. Se apropiaron de un televisor, tabaco, dos motosierras y documentación del fallecido.

Uno de los puntos más destacables es que el tribunal no considera probado que formaran parte de una banda que se dedicaba a robar, liderada por Daniel Leroy, ya que esto obligó a la acusación particular a retirar su petición de prisión permanente revisable para este procesado.

El jurado da por cierto también que, tras la fechoría, "estuvieron riéndose y jactándose de los hechos" mientras se repartían el botín. Los cuatro habían consumido drogas, pero dicha ingesta no influyó gravemente en su conducta violenta.

El tribunal desmonta el pacto de la Fiscalía, que se ve obligada a elevar la pena acordada

El resultado del veredicto provocó el llanto entre los familiares de los acusados. Las víctimas se sintieron aliviadas porque a partir de hoy empezarán a pasar el duelo y a descansar.

A continuación, las partes procedieron a exponer sus informes. Hay que destacar que el tribunal, con su veredicto, desmontó el pacto que la Fiscalía tenía con las defensas (ya que la atenuante de drogadicción no podía ser muy cualificada), por lo que de nuevo se vio comprometida a modificar las penas y elevarlas por encima de lo acordado.

La fiscal del caso, Macarena Garrido, solicita ahora 20 años y un día de prisión para Daniel Leroy Oliva, Álex Ramos y José Almansa por el asesinato, rebajándola a 11,5 años para Horacio Suárez. Por el robo con fuerza en la piscina reclama un año de prisión para todos excepto para este último, para el que pide seis meses, y reclama tres años y medio de reclusión por el robo en la vivienda habitada para todos menos para Álex Ramos, que tendría que cumplir cuatro años y tres meses.

La acusación particular, ejercida por Gustavo Ardúan, reclama 30 años de prisión para ellos por el asesinato, excepto para Horacio, quien debe cumplir 17 a su criterio. Contempla las agravantes de ensañamiento, alevosía, abuso de superioridad y de disfraz en el caso de Daniel Leroy. A los dos delitos de robo le suma los de trato degradante y omisión del deber de socorro.

El letrado de Daniel Leroy, Óscar Vázquez, pidió que a su cliente se le aplique la atenuante de drogadicción y la de reparación del daño, puesto que ya ha abonado parte de la indemnización. Por ello cree justa para su cliente una pena de un año por la sustracción en la piscina, tres años y medio por el robo en la casa de Rachón y 16 años por el asesinato.

La defensa de Horacio Suárez, el abogado Antonio Fernández, también reclamó la atenuante de drogadicción, así como 11 años y medio por el asesinato, seis meses por el robo en la piscina, y tres años y medio por el robo con violencia en la casa.

Coronada Mantero y Raquel Rodríguez expresaron que lo justo es imponer a sus clientes, Álex Ramos y José Almansa (respectivamente), 15 años por el asesinato, tres por el robo con violencia y uno por el robo con fuerza.

El presidente de la Audiencia, Antonio Pontón, declaró el plenario visto para sentencia. A él le corresponderá dictarla.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios