Huelva

Un plan andaluz luchará por la discriminación salarial de género

  • La reforma de la Ley andaluza de Igualdad llevará consigo un proyecto para erradicar la brecha económica entre hombres y mujeres

Una mujer trabaja en la recolección de la frambuesa. Una mujer trabaja en la recolección de la frambuesa.

Una mujer trabaja en la recolección de la frambuesa. / jordi landero

La próxima reforma de la Ley andaluza de Igualdad de Género, que se encuentra en trámite administrativo, prevé crear un plan andaluz específico extraordinario para la eliminación de la discriminación salarial por razón de género. Además, la futura normativa garantizará la incorporación en la Comisión Operativa Autonómica de la Inspección de Trabajo de una planificación anual de medidas para combatir la discriminación laboral, así como la realización periódica de estudios sobre igualdad salarial en las empresas y sectores de Andalucía, según informó la Junta de Andalucía. "Porque la transparencia es el primer paso para visibilizar y eliminar la brecha salarial de género", destacó ayer la coordinadora del Instituto Andaluz de la Mujer (IAM) en Huelva, Eva Salazar, durante la presentación de la campaña de la Junta con motivo del 22 de febrero, Día Internacional por la Igualdad Salarial entre mujeres y hombres.

La campaña #Porsermujer, promovida por el Instituto Andaluz de la Mujer, tiene como objetivo "sensibilizar sobre la principal causa de la brecha salarial, que es la falta de corresponsabilidad en el hogar y el mercado laboral patriarcal, que prioriza a las personas que no tengan responsabilidades de cuidados". Así, la campaña, que prevé llegar durante estos días a más de 60.000 personas a través de redes sociales, ahonda mediante gráficas y piezas multimedia en datos del Instituto Nacional de Estadística, según los cuales las mujeres cobran de media anual en España 20.051 euros, 5.941 euros menos que los hombres, lo que supone una brecha del 23% (aún mayor según otros estudios).

Esta brecha, explicó Eva Salazar, que en Huelva es del 32,6%, tiene su raíz en la falta de corresponsabilidad en el hogar, que contribuye a que "las mujeres decidan, para poder conciliar, reducir sus horas de trabajo, optar por sectores que permiten conciliar pero que ofrecen salarios más bajos (segregación horizontal) o intentar compaginar ambas tareas, reduciendo las probabilidades de ser designadas para puestos de responsabilidad, ocupando los tramos más bajos de la jerarquía" (segregación vertical). De este modo, la coordinadora del IAM en Huelva, Eva Salazar, recordó que las mujeres representan el 73,8% de las personas ocupadas a tiempo parcial, y el 95,2% de las personas que reducen su jornada para dedicarse al cuidado de menores.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios