Sanidad

El SAS no cubre las plazas que oferta para acabar con la escasez de médicos

  • El Infanta realiza una convocatoria para 16 especialistas a la que solo responden 3

Intervención de pared abdominal en el Infanta Elena. Intervención de pared abdominal en el Infanta Elena.

Intervención de pared abdominal en el Infanta Elena. / H.I. (Huelva)

Como las cosas sigan así, el SASva a tener un serio problema en los próximos años en la provincia.La escasez de médicos que se está registrando en prácticamente todo el país, en la provincia de Huelva tiene mayores proporciones.Un último ejemplo de esto se ha dado en el Infanta Elena. El hospital de la capital presentó una convocatoria el pasado mes de abril, para cubrir un total de 16 puestos de facultativos especialistas de área (FEA).

El hospital dio el paso de realizar esta convocatoria para la cobertura de plazas con carácter eventual, dad que no se encontró profesionales en la Bolsa del SAS. Una vez concluido el proceso, de los 16 puestos ofertados tan solo se han cubierto 3 y teniendo en cuenta además, que uno de ellos es un neumólogo que ya estaba en el hospital pero que ha mejorado sus condiciones laborales. Hay que recordar que traumatólogos de Sevilla se desplazarán al Infanta para hacer operaciones incluidas en el plan de choque contra las listas de espera por ese mismo motivo: falta de especialistas.

Lo cierto es que el SAS está cumpliendo su promesa de prolongar los contratos ofertados ya que la convocatoria contemplaba una vigencia de seis meses, que supone un paso en positivo para contrarrestar los microcontratos que se han venido realizando en años pasados.Queda por saber qué pasará de la convocatoria que el Juan Ramón Jiménez ha realizado en términos semejantes a la del Infanta, y que ofrece 30 puestos eventuales para otros tantos FEA de un total de 13 especialidades.

Pero los problemas no se quedan circunscritos a los hospitales. El propio SASreconocía recientemente, las dificultades que hay en la provincia, para dotar a los diferentes centros de médicos de familia y pediatras. De hecho, Huelva es la provincia donde a cada médico de familia le corresponden más pacientes, tal y como señalan las estadísticas del Consejo de Colegios de Médicos y recuerda el Sindicato Médico (SM). Ante esta situación, desde el SASse intenta poner en marcha diferentes iniciativas como la de fidelizar a los residentes (MIR) que acaban su formación para que permanezcan ejerciendo su actividad profesional en la provincia.

Este año se incorporarán vía MIR, un total de 67 sanitarios, la mayor parte de ellos facultativos, que se repartirán por los tres hospitales de la provincia si bien los que harán la especialidad de Medicina de Familia también ejercerán su cometido en distintos centros de salud. De seguir esta tendencia, el propio SASha reconocido que en 10 años, habrá un déficit de médicos en Atención Primaria del 13%, a nivel andaluz, pero la situación onubense puede ser peor. A ello hay que sumar la avanzada edad del colectivo ya que, según el Consejo de Colegios de Médicos, el 30% de estos sanitarios se encuentra en edades comprendidas entre los 54 y los 64 años de edad con lo que no tienen muy lejos la jubilación. Ante ello, otra de las medidas ha sido la reciente aprobación de la jubilación voluntaria hasta los 70 años, de los médicos de familia y de otras especialidades.

Sobre este asunto, el Sindicato Médico emitió ayer un comunicado en el que ha valorado que se haya consensuado en la mesa sectorial, el texto que permitirá a los facultativos la jubilación voluntaria, ya que se trata de “una vieja reivindicación”, indica el SM.En este sentido, se ha alcanzado un acuerdo que permitirá a la Administración publicar una resolución qué modifica y actualiza el plan de ordenación de recursos humanos que está actualmente vigente y que fue firmado en 2014. Esta actualización del plan contempla la posibilidad de que los facultativos que voluntariamente quieran, puedan prolongar su jubilación hasta los 70 años, siempre que se encuentren en condiciones físicas y psíquicas suficientes para el desarrollo de su labor asistencial.

Para el Sindicato Médico, esto supone “un importante logro”, ya que “desde hace años venimos pidiendo que la jubilación del médico sea flexible desde los 60 hasta los 70 años y, si bien la jubilación anticipada es competencia del Gobierno central, la posibilidad de permitir la jubilación hasta los 70 era una potestad de la Administración andaluza”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios