HUELVA INFORMACIÓN En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Huelva

El Rocío se suspende por el coronavirus después de 82 años celebrándose de forma consecutiva

  • El presidente de la Matriz insiste en que "no hay fecha alternativa" para la romería

La Virgen del Rocío en el altar de la parroquia de la Asunción. La Virgen del Rocío en el altar de la parroquia de la Asunción.

La Virgen del Rocío en el altar de la parroquia de la Asunción. / Alberto Domínguez

Era de esperar. La romería del Rocío, con el anterior traslado desde Almonte a la aldea, se suspende. La crisis sanitaria por el coronavirus ha podido también con una de las romerías que más devotos mueve en toda España y que también moviliza una gran cantidad de recursos económicos.

Pero el estado de alarma en el que vive inmersa España y que se prolongará hasta el 11 de abril, por el momento, ha provocado que la junta directiva de la Hermandad Matriz de Almonte haya tomado una decisión en aras de acabar con la incertidumbre en la que se hallaba todo el mundo rociero y en un ejercicio de “responsabilidad”.

“Lo único que cabe en estos momentos a la vista de cómo está evolucionando la pandemia es suspender los actos”, manifestó a este diario el presidente de la Hermandad Matriz, Santiago Padilla, para insistir que por ahora “no hay fecha alternativa para celebrar la romería”, debido a que “no se sabe cómo va a evolucionar la pandemia”. “No queremos aventurar nada en estos momentos y esperaremos a que tengamos una visión más completa del final de esta crisis inédita y desconocida”, decía en una carta Padilla, “para tomar las determinaciones que procedan” y que conllevará “una simplificación de los compromisos adquiridos”, casi con total seguridad.

Se trataba de tres fines de semana seguidos, desde mediados de mayo hasta primeros de junio, en los que “estábamos convocando a mucha gente en Almonte y en el Rocío”, por lo que no cabía otra alternativa a la decisión tomada por la Junta de la Matriz, en la que también ha sido una “decisión dolorosa”, y cuyo principal objetivo es priorizar el que “debe constituir el único motivo de atención y preocupación de todos, la salud”.

Así lo manifestaba en el mediodía de ayer el presidente de la Matriz en una carta enviada a toda la familia rociera de Almonte y del mundo, a través de redes sociales y también a los medios de comunicación para dar a conocer la esperada y no por ello menos triste noticia para todos los devotos. Poco después, el presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, agradecía en su cuenta de Twitter “la responsabilidad de la Hermandad Matriz de Almonte para proteger la salud de los andaluces", en la que ha sido "una decisión dolorosa para todos los devotos de la Virgen del Rocío, pero también necesaria".

Al suspenderse la romería se cancelan también todos los actos previos programados en la localidad almonteña, empezando por el cabildo de elección de Hermano Mayor del Domingo de Resurrección, la Asamblea General de Presidentes y Hermanos Mayores del día 19 de abril y los actos proyectados para el mes de mayo, con la procesión extraordinaria de la Virgen del Rocío por sus calles, el día 17 de dicho mes, y el regreso a la aldea del Rocío una semana después, el día 24.

La romería de este año se enmarcaba dentro de la Venida de la Virgen a Almonte, la cual se produce cada siete años, además de que la devoción rociera se encontraba celebrando desde 2019 la conmemoración del centenario de la Coronación Canónica de la Virgen con multitud de actos religiosos y culturales. Así las cosas, por el momento, y sin fecha de retorno a la aldea, la Blanca Paloma permanecerá en la parroquia de la Asunción de Almonte, cuyas puertas han tenido que cerrarse debido al estado de alarma, aunque la televisión local Doñana TV retransmite a diario el rezo de la Salve para todo aquel que desee participar del mismo.

La parroquia acogía a diario el rezo a la Virgen por parte de multitud de vecinos y rocieros que llegaban de otras ciudades, además de las personas que hacían guardia y custodiaban a la Santa Madre, costumbre que también se vio suspendida debido a la situación excepcional por la crisis sanitaria. Así, la cancelación de la romería se vislumbraba cada vez más como una opción real hasta que, finalmente y a la vista de los acontecimientos, ha tenido que adoptarse.

Hay que remontarse a la Guerra Civil Española para volver a un escenario parecido al que se va a vivir este año. Así, en los años 1937 y 1938 no pudo celebrarse la romería por el conflicto bélico, como apuntó Padilla. Mientras que, si hay que referirse a motivos similares a los actuales, hace 133 años la Hermandad Matriz acordó su suspensión por una epidemia de cólera morbo asiático en el año 1887. Además, antes, en 1856, la romería también fue suspendida, compartiendo más similitudes con la ocasión actual, ya que se encontraba también en Almonte desde el año anterior por una epidemia que asolaba la zona.

Era tradicional que ante este tipo de traslados la imagen no retornara a su aldea hasta que la situación no volviera a la normalidad, algo que no había sucedido cuando llegó la romería de 1856, por lo que se acordó su suspensión. Desde 1949 se instauró que dichos traslados se realizaran cada siete años en lo que se conoce como la ‘Venida de la Virgen’, permaneciendo la imagen en Almonte de agosto a mayo cuando es llevada de nuevo a la aldea.

Impacto económico (apoyo)

El presidente de Cepyme Almonte, Pedro Roldán, manifestó a Huelva Información su apoyo a la decisión tomada por la Hermandad Matriz a la vez que indicó que las pérdidas económicas por la suspensión de la romería “no se pueden cuantificar debido a que se trata de una actividad que es transversal” a todos los sectores de la economía y que “traspasa las fronteras locales y provinciales”. Por todo ello, Roldán trasladó la idea de que la Universidad de Huelva pueda realizar un estudio riguroso del impacto que va a tener, en concreto, la suspensión de esta romería.

Así, cada hermandad prepara la romería y se abastece en su ciudad, además de otros sectores que dependen de festividades como la del Rocío para que les salgan las cuentas anuales. Tal es el caso de la preparación de carros y carruajes, el mundo del caballo o el de la moda flamenca, entre otros. Igualmente, los alquileres de casas durante la romería es otro elemento de la economía que se ha visto paralizado, y que en muchos casos constituía un “complemento importante para la economía familiar de los propietarios”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios