Peregrinación Oficial

El Rocío se llena del clamor de ¡Huelva, Huelva!

  • No menos de 12.000 romeros se dan cita en la aldea almonteña para acompañar a la centenaria filial

El Simpecado dirigiéndose al presbiterio del santuario. El Simpecado dirigiéndose al presbiterio del santuario.

El Simpecado dirigiéndose al presbiterio del santuario. / Josué Correa (Huelva)

Comentarios 0

En un ambiente casi eufórico, la Hermandad del Rocío de Huelva ha vivido este fin de semana, su peregrinación oficial. Tanto por el número de gente que se dio cita en la aldea como por las circunstancias meteorológicas, difícil costaba creer que no se estuviera en medio de la Romería de Pentecostés.No es un secreto decir que Huelva pesa mucho en el mundo rociero y un buen número de rocieros de la capital se desplazaron hasta la aldea almonteña. Según estimaciones de la propia hermandad, no menos de 12.000 personas participaron en la peregrinación oficial.

El presidente de Huelva, Antonio Sánchez de Piña, se mostró este domingo muy satisfecho por el desarrollo de este encuentro de los devotos de la centenaria hermandad con la Blanca Paloma. Varios han sido los actos incluidos en el programa de celebraciones. El momento culminante se vivió al mediodía de este domingo cuando la comitiva de la hermandad partió hacia el santuario donde se celebraría la misa presidida por el actual director espiritual José Antonio Omist que ha sustituido recientemente, a José Antonio Sosa.La comitiva partió de la casa de hermandad flanquea por un gran número de personas que habían acudido a la aldea bien por esta peregrinación, bien aprovechando un espléndido día.

El cortejo cogió por calle La Romería para acceder al Eucaliptal. De allí tomó la calle Almonte para seguir por Moguer y entrar por la puerta principal del santuario, que fue el momento cuando la emoción se desbordó. Tras todas las insignias y estandartes de las hermandades acompañantes, entró en el templo el Simpecado a los gritos de ¡Huelva, Huelva!, para ser puesto en la parte derecha del presbiterio junto a la junta de gobierno de la centenaria filial.

La misa estuvo cantada por el coro de la hermandad aunque estaba reservada una colaboración que fue una sorpresa para todos. Un coro de voces blancas del Colegio Inmaculada Concepción entonó una composición del recientemente fallecido Rafael Serna.Ya a primera hora de la tarde, Huelva dio por concluida su peregrinación oficial aunque el presidente también quiso resaltar la jornada del sábado en la que se vivió al convivencia en Gato de donde nadie se quería ir. También fue muy participativo el rosario que se vivió por la noche.

En la comitiva que partió de la casa de hermandad, se encontraba una nutrida representación de distintas hermandades amadrinadas o hermanadas con Huelva. Entre otras, esos eran los casos de Cartaya, Madrid, Bonares, Alosno, Trigueros o Salamanca sin olvidar la también capitalina de Emigrantes además de las Fuerzas de Seguridad. El cortejo lo abría el siempre emotivo y bello sonido de los tamborileros. Más cerca del Simpecado, representantes de Ciudadanos (María Martín), PP (Berta Centeno) y el delegado Enrique Gaviño, todos ellos del Ayuntamiento de Huelva. Junto al presidente de la hermandad, el alcalde Gabriel Cruz; el vicepresidente de la Diputación, José Fernández y la recién nombrada presidenta de la Autoridad Portuaria, Pilar Miranda. Tras el Simpecado, un buen número de peregrinos que una vez más, dieron testimonio de su amor por la Blanca Paloma.

La misa de Huelva siguió a la que celebró la de Bollullos. Su presidenta María José Rojas explicó que su presencia en la aldea no era debida a que esta filial celebrar su peregrinación oficial, lo que tiene lugar en noviembre, sino por participar en el rosario de la noche del sábado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios