Huelva

El juez Pablo Ruz considera que se pudo evitar mucha de la alarma social con 'la Manada'

  • El magistrado aboga por una mayor vinculación entre los informadores y el mundo judicial para abordar los casos mediáticos

Pablo Ruz -izquierda- y Florentino Gregorio Ruiz en la Sede de La Rábida. Pablo Ruz -izquierda- y Florentino Gregorio Ruiz en la Sede de La Rábida.

Pablo Ruz -izquierda- y Florentino Gregorio Ruiz en la Sede de La Rábida. / canterla

El magistrado Pablo Ruz Gutiérrez defendió ayer, durante su participación en el seminario Sociedad de la información y Derecho, una mejor cooperación entre los gabinetes de prensa y el poder judicial para evitar titulares que generen alarma social como ha ocurrido en la reciente sentencia sobre el caso de la Manada. El magistrado se preguntó por que la difusión oficial del contenido de la sentencia en el caso de la Manada se produjo doce horas después de conocerse el fallo cuando "la noticia se había creado la tarde anterior".

En su opinión, la cooperación con los medios de comunicación en este caso ha sido mejorable, ya que señaló que "si todo eso se llega a explicar el mismo día que sale la noticia o anticipadamente antes de dar el auto en colaboración con el gabinete de prensa se evitarían esos titulares de La manada anda suelta, que solo generaron alarma social y aumentaron el descrédito cuando quizá el trabajo de base es bueno".

Asimismo, reflexionó durante el curso sobre los últimos acontecimientos del caso: "Se obliga a los jueces que tienen a su cargo a personas en prisión preventiva a reevaluar su situación, determinar si concurren o no los mismos riesgos que tuvieron en su día y que se tuvieron en cuenta para que estas personas estuvieran en prisión provisional".

Sobre la protección a las víctimas en este tipo de casos, Pablo Ruz aseveró que "el tribunal extrema, hasta donde razonablemente le es posible, las medidas de protección para la víctima para que no haya ningún tipo de contacto visual, ni comunicativo, ni aproximativo entre los responsables del caso y la víctima, todo ello mientras están a la espera de una resolución firme".

Por su parte, la vocal del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) Concepción Sáez, que habló en el curso sobre la insuficiencia de la relación con el gabinete de prensa, comentó que "se hizo una lectura pública de la sentencia, algo que no es muy normal", en la que se convocó en una rueda de prensa a los miembros del gabinete de comunicación y al resto de medios a la vez. "Los resultados han sido demoledores", aseveró.

Sobre la ética en los medios de comunicación, incidió en que deben ser las propias cadenas las que decidan quien aparece en ellas. "En el caso de la Manada, cuando se les puso en libertad, hubo una gran alerta en la prensa porque les iban a contratar en un medio para contar su versión, pero no aparecen restricciones en las sentencias para aparecer en los medios y hacerse famosos", ha argumentado.

En cualquier caso, Sáez ha opinado que "todos tienen que asumir las responsabilidades, los gabinetes de prensa tienen que caminar con los magistrados y transmitir seguridad porque el asunto de la Manada ha puesto de manifiesto otros temas".

En otro orden de cosas, Pablo Ruz se mostró comprensivo con el trabajo de los periodistas: "Los periodistas tienen un mandato constitucional que cumplir, sagrado como es el derecho a la información y cuanto mejor puedan hacer su trabajo, la sociedad tendrá una mejor comprensión de las cosas" . "Los jueces en general -añadió- compartimos esa visión. Es verdad que cuando una investigación está bajo secreto sumarial o está sujeta a límites que no se pueden vulnerar, debe surgir un mutuo deber de ejercer la labor con cierta ética".

El curso Sociedad de la información y Derecho, está dirigido por Florentino Gregorio Ruiz, de la Audiencia Provincial de Huelva. Con esta propuesta se hace un reconocimiento al fenómeno que supone la sociedad de la información que una evolución respecto del concepto tradicional de prensa y medios de comunicación en tanto que los mecanismos de creación, obtención, tratamiento y difusión de la información han adquirido una capacidad de alcance y difusión sociales caracterizados por la inmediatez, la rápida circulación exponencial de la información y la interacción del receptor de la misma con la fuente o fuentes emisoras, según se señala desde la propia UNIA.

En este curso se estudian otras realidades, como analizar la interrelación de la sociedad de la información y la aplicación del Derecho a través en los tribunales de Justicia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios