Elecciones Generales 10-N

El PSOE lanza en Huelva su campaña volcada en empleo, temas sociales e igualdad

  • Los seis candidatos por Huelva presentan 35 compromisos que marcan el programa

  • Llamada a la movilización ante la necesidad de “gobernar cuanto antes”

Los seis candidatos, en el escenario, durante la presentación de la campaña socialista. Los seis candidatos, en el escenario, durante la presentación de la campaña socialista.

Los seis candidatos, en el escenario, durante la presentación de la campaña socialista. / Alberto Domínguez

Ahora. Claro, conciso, el mensaje que lanzan los socialistas para ganar las elecciones y formar un Gobierno que acabe con la inestabilidad de estos meses. Hablan de “gobernar cuanto antes”, del “tiempo perdido” por el “bloqueo político” sufrido. Y llaman a la movilización de los suyos para que la fortaleza de un gran resultado electoral les permita conseguir el objetivo cuanto antes.

La campaña ya está en marcha. El PSOE ha escenificado el arranque en Huelva con un acto en el hotel NH Luz que ha tenido como protagonistas a los seis candidatos al Congreso y al Senado. Los mismos seis que estarán en Madrid representando a la provincia, si se dan los resultados que avanza el último barómetro del CIS y las encuestas recientes. Todos ellos se han centrado en explicar los 35 compromisos que articulan el “programa de gobierno” y que pasan por empleo, temas sociales e igualdad.

No es casualidad que la número uno al Congreso, María Luisa Faneca, empezara a hablar de empleo. Una de las medidas más ambiciosas que lleva el PSOE en su programa es la aprobación de un nuevo Estatuto de los Trabajadores que garantice más calidad y el fin de la temporalidad; también “para que los datos de la EPA dejen de fluctuar a lo largo del año en Huelva”.

Y el empleo fluctúa aquí, según la candidata, porque “somos grandes empresarios pero necesitamos empresas de transformación, que son las que aseguran el empleo”.

El Salario Mínimo Interprofesional es otro de los estandartes en política de empleo socialista. Después de que en los últimos se elevara a 900 euros, ahora se proponen que “al final de la legislatura alcancemos el 60% del salario medio” nacional, siguiendo la línea europea.

Y más centrados en la desigualdad salarial, para acabar con la brecha entre hombres y mujeres, “de 6.000 euros al año en Huelva”, llegarán nuevas medidas para lograr “salarios igualitarios”.

Políticas de igualdad

La igualdad marca prácticamente todo el programa electoral socialista. Ya fuera en la enumeración de medidas educativas, sanitarias, culturales o deportivas, en todas ellas hay una voluntad manifiesta por lograr la progresiva equiparación entre hombres y mujeres en España, “igualdad desde abajo hasta arriba” y con la necesidad de “defender y dotar presupuestariamente el Pacto contra la Violencia de Género”.

El candidato al Senado, Amaro Huelva, ha hablado de una nueva Ley Marco de Servicios Sociales y del refuerzo del Sistema Nacional de Salud, con una especial atención a las enfermedades raras, al cáncer infantil y juvenil y las enfermedades mentales. Prevalece la defensa socialista de “una sanidad pública, universal y gratuita”, sin sitio para los copagos.

El programa del PSOE se asienta en el contacto con las demandas de la calle, ha explicado el número 2 al Congreso, José Luis Ramos, “después de hablar con más de 3.000 colectivos de este país”. Y de ellos viene el interés de crear una Ley Básica de Educación o nuevos servicios públicos que garanticen el acceso a una vivienda digna, también a través del alquiler proporcional a los ingresos de las familias. También la atención a las necesidades de los pensionistas, con los que ya se han dado pasos en los últimos meses de gobierno del Pedro Sánchez. Y la memoria histórica, “cuestión de dignidad democrática”, que afecta a los familiares de más de 7.000 represaliados en la provincia de Huelva durante la dictadura franquista.

El vicesecretario general del PSOE en Huelva, Gabriel Cruz, ha cerrado el acto recordando la “altísima responsabilidad” de la ciudadanía este 10 de noviembre para “decidir quién va a gobernar los próximos cuatro años en España”, el “rumbo político” que va a tomar el país. “Necesitamos ya un Gobierno fuerte, responsable, que entienda que este país está participado por todos, abierto a la interlocución con diferentes administraciones, que fomente el diálogo”. Y no hay otro, asegura Cruz, que pueda ofrecer todo ello con garantías como el que forme Pedro Sánchez. La carrera ha comenzado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios