Elecciones 10-N El PSOE vuelve a ganar en Huelva medio de la subida de Vox y la debacle de Cs

  • El PP no logra captar los votos perdidos por la formación naranja y pasa a ser la tercera fuerza de la provincia tras el ‘sorpasso’ de Vox

  • La participación cae más de dos puntos y medio

El secretario general del PSOE de Huelva, Ignacio Caraballo, con los seis representantes conseguidos por su partido en la noche de ayer. El secretario general del PSOE de Huelva, Ignacio Caraballo, con los seis representantes conseguidos por su partido en la noche de ayer.

El secretario general del PSOE de Huelva, Ignacio Caraballo, con los seis representantes conseguidos por su partido en la noche de ayer. / Alberto Domínguez (Huelva)

El capricho del reparto de escaños hizo que la noche de ayer, a pesar de la pérdida de votos tanto en números absolutos como en porcentaje, fuera el PSOE quien capitalizara por un lado la menor participación y por otro la debacle de Ciudadanos que, en la provincia de Huelva, pasó de disputarle a los populares la segunda posición a hundirse en la quinta y, por el camino dejarse la participación de su únido diputado nacional. Por otro lado, aunque el PP vio crecer sus sufragios, no le sirvieron para aguantar a un Vox crecido que se convierte en la segunda fuerza política en la provincia de Huelva.

En una circunscripción provincial, cada uno de los votos cuentan lo mismo a la hora de determinar su traducción en escaños y la posición dominante en amplias zonas de la misma, propició una nueva victoria socialista en el cómputo provincial. En cualquier caso, bien harían sus responsables en analizar la pérdida de medio punto porcentual y más de 6.000 votos que, paradójicamente con el descenso en la participación en dos puntos y medio, permiten ganar un lugar en la Cámara Baja a la concejal de Moguer María Pilar Rodríguez Gómez, que acompañará a los conseguidos en el mes de abril, María Luisa Faneca y José Luis Ramos, aunque apenas dos centenares de votos privaron a Unidas Podemos de revalidar el escaño de Alejandro García.

Dirigentes y cargos del PP en el primer análisis tras conocerse os resultados. Dirigentes y cargos del PP en el primer análisis tras conocerse os resultados.

Dirigentes y cargos del PP en el primer análisis tras conocerse os resultados. / Josué Correa (Huelva)

En el otro plato de la balanza, la bajada de Ciudadanos es lo más parecido a una debacle sin paliativos. Sobre casi el 17% de votos que obtuvo hace apenas siete meses, la formación naranja superó por poco el umbral del 7%, con una bajada del superior al 40% en el cómputo absoluto, ya que de los más de 44.000 votos recibidos en abril, se han dejado en el camino más de 26.500 en unos meses. Carlos Hermoso, será, junto con el candidato de Podemos, el diputado más breve que se recuerda por la provincia.

El más beneficiado de la sangría de votos naranjas fue Vox, que fue, sin lugar a ninguna dudas, el gran triunfador de la noche, con sorpasso incluido al PP como segunda fuerza política en la provincia de Huelva. Los casi 34.000 votos que se contabilizaron en abril, se convirtieron en poco más de 18.000, es decir, 12.000 votos menos que Unidas Podemos.

Valoraciones de los dirigentes de Vox tan pronto como se conocieron sus grandes resultados. Valoraciones de los dirigentes de Vox tan pronto como se conocieron sus grandes resultados.

Valoraciones de los dirigentes de Vox tan pronto como se conocieron sus grandes resultados. / Rafa del Barrio (Huelva)

La gran cuestión de la noche, a la que todavía habrá que dedicar los próximos días, será el analizar dónde han ido esos votos, ya que los populares no los han capitalizado tanto como la lógica ideológica parecería sugerir y, en su mayor parte, han sido ganados por la formación de extrema derecha.

Carmelo Romero, que recuperó la cabeza de cartel del PP provincial cumplió más de lo que el análisis parece indicar. Es cierto que no ha evitado la marea de Vox y en su debe habrá que anotar que ha pasado a ser la tercera fuerza provincial, después de que en abril la salvara por los pelos con Ciudadanos. No obstante, la candidatura del alcalde de Palos, superó en casi 5.000 votos y tres puntos porcentuales, a la que hace unos meses encabezara Juan José Cortés.

Rocío Ruiz, consejera de Igualdad, no podía ocultar su decepción por la debacle sufrida por Ciudadanos. Rocío Ruiz, consejera de Igualdad, no podía ocultar su decepción por la debacle sufrida por Ciudadanos.

Rocío Ruiz, consejera de Igualdad, no podía ocultar su decepción por la debacle sufrida por Ciudadanos. / Rafa del Barrio (Huelva)

Tampoco la noche tuvo color morado. Al final fueron 218 los votos que les separaron de conseguir arrebatar al PSOE el último asiento en el Congreso de los Diputados.

Los resultados en la capital onubense fueron un reflejo con matices de lo conseguido en la provincia, con un PSOE que casi calca los resultados del mes de abril (apenas se deja unas décimas y un poco más de mil votos en el camino) y con Vox que crece pero notablemente menos que en el cómputo provincial total, ya que la formación que ha permitido llevar a Tomás Fernández a la Cámara Baja, crece en ocho puntos porcentuales y en más de cinco mil sufragios. La bajada de Unidas Podemos se matiza bastante con casi los mismos resultados que hace unos meses, algo que no le ha bastado para entrar en el reparto de escaños. Aquí la bajada de Ciudadanos es mucho más acusada, con más de 9.500 votos menos que conseguido en el 28-A y un descenso porcentual de más del 50%, con lo que se podría esgrimir que lo que la formación naranja se ha dejado en la capital, es responsable del “fracaso sin paliativos” con el que su líder nacional, Albert Rivera, definió los resultados de su partido.

Alejandro García se quedó a 218 votos de repetir como diputado nacional. Alejandro García se quedó a 218 votos de repetir como diputado nacional.

Alejandro García se quedó a 218 votos de repetir como diputado nacional. / Josué Correa (Huelva)

La provincia fue más allá de lo que los resultados nacionales reflejaron después del más que rápido escrutinio que se vivió en la noche de ayer, con un Vox asentado en la segunda plaza, la misma que se vivieron en provincias como Cádiz, Almería y Sevilla, mientras que en el resto de circunscripciones andaluzas, el PP aguantó el tipo y evitó el sorpasso.

En definitiva, bajada ligera del PSOE que mantiene e incluso refuerza su representación, un Vox en un ascenso que parece no conocer, al menos de momento, un techo en Huelva, un PP que se comporta mejor de lo esperado, con más votos que en las anteriores elecciones y un Ciudadanos en plena debacle y que se queda al margen de las decisiones que se tomen más allá de las fronteras provinciales, pero que, al menos en su comportamiento en Huelva, se queda si representación en las dos cámaras, al igual que Podemos que ve como perdía su único congresista.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios