Huelva

Moya plasma el sentir rociero de Huelva en el cartel de la Magna

  • El salón de plenos del Ayuntamiento acoge la exposición titulada 'Historia de una devoción'

Mario Moya, Fernando Ramírez, Gabriel Cruz, Rocío Gamero, Antonio Sánchez Piña y Fernando Roales, junto al cartel del encuentro rociero. Mario Moya, Fernando Ramírez, Gabriel Cruz, Rocío Gamero, Antonio Sánchez Piña y Fernando Roales, junto al cartel del encuentro rociero.

Mario Moya, Fernando Ramírez, Gabriel Cruz, Rocío Gamero, Antonio Sánchez Piña y Fernando Roales, junto al cartel del encuentro rociero. / reportaje gráfico: josué correa

Con la presentación del cartel anunciador de la Magna rociera, obra del artista onubense Mario Moya, en el patio del Ayuntamiento de Huelva y la inauguración de la exposición Historia de una devoción en el salón de plenos, comenzaron ayer las actividades programadas con motivo del Encuentro de Hermandades Rocieras Rocío de Amor y Caridad, cuyos actos centrales se celebrarán los próximos 2 y 3 de noviembre: un rosario por el centro de la ciudad, el viernes 2, y la solemne misa pontifical presidida por el obispo, José Vilaplana, en la rotonda de Juan Pablo II, así como la procesión con los simpecados por las calles de la ciudad y la velada en la plaza Paco Toronjo, el sábado 3.

En este encuentro, que se enmarca en el centenario de la coronación canónica de la Virgen del Rocío y el 25 aniversario de la visita de Juan Pablo II a Huelva, participarán treinta hermandades rocieras, las de la Diócesis onubense y las de Madrid, Córdoba y Toledo.

El dinero que se recaude con la muestra se destinará a Cáritas Diocesana

Representantes de distintas hermandades acudieron ayer a la cita rociera en el Consistorio. Junto al alcalde, Gabriel Cruz, se encontraban los presidentes de las hermandades organizadoras del encuentro, el de Huelva, Antonio Sánchez de Piña, y el de Emigrantes, Fernando Ramírez; el de la Matriz, Juan Ignacio Roales, y la de Moguer, Rocío Gamero, así como el autor del cartel.

La obra de Moya se caracteriza por su simbolismo, una composición en la que ha plasmado el sentir rociero de Huelva. En un fondo azul se recorta la silueta de la provincia, que hace de Simpecado con la imagen de la Virgen del Rocío y el Divino Pastorcito, que acaparan todos los rincones de la geografía onubense. Al niño lo sitúa en la capital. Aparte hay guiños a las hermandades de Huelva, Emigrantes y a la Matriz, así como al Congreso Mariano y Mariológico celebrado hace veinticinco años en Huelva y al Vaticano.

La presidenta de la Hermandad de Moguer indicó que durante este encuentro rociero "se vivirán momentos únicos que quedarán en nuestra memoria", a lo que añadió que Huelva será durante ese fin de semana "referente del mundo rociero".

El presidente de la Matriz señaló que la presentación del cartel "abre las puertas del gran acontecimiento rociero". Comentó que "en un año tan importante como éste, del centenario de la coronación canónica de la Virgen del Rocío, los actos previstos no iban a estar completos sin incluir un gran evento rociero y mariano en la ciudad, queríamos que Huelva tuviera un papel destacado y protagonista".

"Hoy es como ponernos en camino con la presentación del cartel y la exposición", manifestó el alcalde, que destacó que "viviremos un mes lleno de fe, devoción y hermandad y Huelva está preparada para celebrarlo". Cruz recalcó que "vamos a vivir un encuentro rociero como lo hicimos hace veinticinco años cuando nos visitó el Papa Juan Pablo II, que se quedó impregnado de esa fe rociera". Apuntó que "vamos a celebrar ese encuentro y lo vamos a hacer cuando Ella ha querido y porque Ella ha querido".

A continuación se inauguró en el salón de plenos la exposición Historia de una devoción, que se podrá visitar hasta el 14 de octubre. La muestra está conformada por enseres del patrimonio histórico-artístico y documental de las hermandades participantes. El dinero que se recaude con ella se destinará a Cáritas Diocesana de Huelva.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios