coronavirus huelva

Coronavirus Huelva: La hipertensión aumenta el riesgo de Covid-19 para el 20% de los onubenses

  • El Ministerio de Sanidad la tiene considerada como un factor de riesgo para una mala evolución de la enfermedad

Onubenses este domingo en la Avenida de Andalucía.

Onubenses este domingo en la Avenida de Andalucía. / Correa (huelva)

Concienciar a la población sobre la necesidad de conocer y controlar periódicamente su tensión arterial y recordar a las personas con hipertensión (HTA) la importancia de mantener una dieta adecuada y realizar ejercicio físico son los mensajes que los profesionales del Servicio de Medicina Interna del Hospital Infanta Elena, han querido hacer llegar a la sociedad con motivo de la celebración del Día Mundial de la Hipertensión Arterial, que se conmemoró este domingo.

Está considerada como una enfermedad silenciosa que se estima que afecta a alrededor de 170.000 personas residentes en la provincia y que está detrás de 50% de las enfermedades del corazón y cerca del 75% de los accidentes cerebrovasculares que se registran en el mundo. Aparte de que ya estas cifras son de por sí muy dignas de tener en cuenta, la actual situación de pandemia en la que vivimos, hace importante que se recuerde que se trata de un factor de riesgo de cara a la evolución del Covid-19.

Según los datos que manejan profesionales sanitarios de Huelva, la incidencia de la HTA está en números muy semejantes al resto del país. Ese porcentaje del 20% se ve incrementado, según otras estadísticas, hasta el 28%. Así lo indica la actualización de la Información Científica-Técnica. Enfermedad por coronavirus, Covid-19, del Ministerio de Sanidad. Esa disparidad puede estar justificada por existir un contingente importante de personas que no están diagnosticadas. De acuerdo con el último Plan de Salud para la provincia de Huelva, la hipertensión arterial ha tenido un importante crecimiento en los últimos años y afecta más a mujeres que a hombres incidiendo más en las capas sociales más desfavorecidas.

La hipertensión arterial es un problema de salud muy frecuente que tiene un carácter crónico y afecta al y que afecta en torno al 50% de las mayores de 65 años, muchas de ellas sin diagnóstico, ya que en numerosas ocasiones cursa sin síntomas. Su importancia radica en la relación tan estrecha que existe entre la tensión arterial elevada y la aparición de problemas cardiovasculares, como el ictus o el infarto de miocardio. Tanto es así que una persona hipertensa tiene entre 4 y 6 veces más riesgo de sufrir un infarto cerebral, además de aumentar las posibilidades de padecer determinadas enfermedades neurodegenerativas como el alzheimer.

Respecto a lo que señala el informe del Ministerio de Sanidad, la HTA figura entre los casos de comorbilidad. De este modo, señala que “las comorbilidades asociadas a la enfermedad hay que ponerlas en relación con la prevalencia de dichas patologías en la población. En España, la enfermedad cardiovascular y la diabetes mellitus están sobrerrepresentadas en los casos de Covid-19 en general, con un gradiente ascendente en los casos más graves”. “ En cuanto a la hipertensión arterial, –prosigue– las enfermedades hepáticas y la inmunodepresión no parece haber asociación importante con Covid-19, según los datos disponibles, si bien en otras series, la HTA ha sido reconocida como uno de los factores más importantes asociados a la mala evolución”.

Según los casos estudiados, el HTA está presente en el 13% de los pacientes pero su porcentaje crece hasta el 22% en aquellos casos que han terminado en fallecimiento. HTA presenta el 9,5% de los que pasan por la UCI. Con los datos anteriormente expuestos, el Ministerio de Sanidad considera la hipertensión arterial como un factor de riesgo a la hora de desarrollar la enfermedad de manera más grave. Otros factores reconocidos son tener más de 60 años, las enfermedades cardiovasculares, la diabetes, la enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), el cáncer, la inmunodepresión y el embarazo.

A nivel general, para atender a los hipertensos resulta también necesaria la realización de pruebas de monitorización ambulatoria de la tensión arterial, más conocidas como holter de tensión de 24 horas, destinadas al estudio de los pacientes con más dificultades para el control de este problema, que necesitan un mayor ajuste de medicación o bien para descartar otras causas secundarias. Estas pruebas, de las que se realizaron, solo en la consulta específica del Hospital Infanta Elena, alrededor de 450 durante el año 2019, permiten medir la presión arterial en intervalos regulares durante un día completo, ofreciendo un panorama más preciso de los cambios registrados y la situación del paciente.Para conseguir que los tejidos reciban un adecuado aporte de nutrientes, el corazón bombea la sangre a través de las arterias generando así un nivel de presión arterial. Este nivel de presión, dependiendo de la edad y del sexo, puede considerarse óptimo en el entorno de 120 mmHg de presión sistólica y 60 mmHg respecto a la presión diastólica.

Cuando la presión se eleva por encima de 140/90, obliga al corazón a un mayor esfuerzo y los distintos órganos se ven obligados a trabajar con más dificultad, lo que con el tiempo acaba produciéndoles un daño irreversible. Esta situación se agrava si los pacientes sufren también diabetes o registran unas cifras de colesterol elevado, por lo que desde la consulta resulta necesaria la realización de una valoración integral de todas estas enfermedades para reducir al máximo el riesgo que puede surgir de las complicaciones.

Manuela Caro con responsables del Infanta Elena. Manuela Caro con responsables del Infanta Elena.

Manuela Caro con responsables del Infanta Elena. / H.I. (huelva)

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios