Contenido patrocinado

Frutos rojos, los aliados de la dieta saludable

Arándanos en proceso de maduración Arándanos en proceso de maduración

Arándanos en proceso de maduración

Los frutos rojos están de moda y el motivo son sus propiedades saludables. Son ricos en antioxidantes, que protegen contra el daño de los radicales libres, y tienen propiedades antiinflamatorias. Cuanto más intenso sea su color, más valor nutricional tendrán.

Las berries no solo disponen de un atractivo color, forma y sabor, que los hacen ideales para postres y bebidas, sino que los frutos rojos se alzan como excelentes aliados para la salud. Grosellas, moras, fresas, arándanos, cerezas y ciruelas son pequeños tesoros llenos de vitaminas, flavonoides, minerales y grandes fitoquímicos con antioxidante. La mayoría de los expertos reconocen que comer frutas altamente coloreadas como los frutos rojos, pueden mejorar notablemente nuestra salud.

Gracias a su alta composición en antioxidantes ayudan a reducir el colesterol, cuidar de la salud cardiovascular y en especial, luchar contra los radicales libres, elementos aceleran envejecimiento celular y aumentan la predisposición al cáncer.

Sus componentes básicos a base de antocianos han demostrado ser muy activos frente a enfermedades cardiovasculares, o por ejemplo el Alzheimer o la diabetes. También son adecuados para tratar la artritis y bajar la inflamación. Pero tampoco hay que irse al otro extremo, es decir, que no se aconseja solo la ingesta de frutos rojos, sino que deben a compañar a una dieta variada y equilibrada. Lo ideal, afirman los expertos, es consumir un tazón de frutos del bosque al día. Perfecto por ejemplo empezar con una taza de cereales con fresas, cinco o seis grosellas y una ciruela roja. A medio día, una ensalada que incluya media granada, y por la tarde, un zumo natural.

Las fresas

Son ricas en vitaminas E, C, B y K betacarotenos, folatos, potasio y fibra. Su toque ligeramente ácido es sin duda una de sus mayores propiedades para luchar frente a infecciones y al ataque de los radicales libres. Combaten la tensión alta y el ácido úrico, y es la fruta que mayor poder antioxidante tiene.

Arándanos

Los arándanos son unas pequeñas bayas de color azul oscuro o rojo, y sabor dulzón con un toque ácido. Su composición y valor nutricional son un tesoro para el cuerpo humano, y además, los arándanos son bajos en calorías, 100 gramos de nos aportan 46 calorías. No dejan de aparecer estudios que revelan sus efectos beneficiosos para la salud, incluso algunos investigadores los han calificado de “la fruta del siglo XXI”.

Frambuesas

Son muchos los estudios que hablan de la facultad de las cerezas para reducir el ácido úrico y reducir el dolor de las articulaciones. Dispone de un gran aporte de betacaroteno, vitamina C, son diuréticas y disponen de un buen aporte de potasio. Una taza de frambuesas (125 gramos) contiene unos 10 gramos de fibra.

Moras

La popular mora silvestre, es en realidad la zarzamora, también denominada frambuesa negra. Son deliciosas, perfectas para acompañar en desayunos e infinidad de platos. Ayudan a reducir el colesterol malo, cuidan de dientes y encías, son ricas en vitaminas C y vitamina E. Entre sus minerales destacan el potasio, calcio y yodo aunque también contiene hierro, magnesio y fósforo.