Huelva

La Escuela León Ortega logra su renovación tras 17 años de espera

  • El centro docente recibirá una suma de 2.700.000 euros para la ampliación y la reforma del edificio originario del Matadero

Patio interior del centro docente situado en el Matadero. Patio interior del centro docente situado en el Matadero.

Patio interior del centro docente situado en el Matadero. / alberto domínguez

La Escuela de Arte León Ortega ha logrado por fin ver sus sueños hechos realidad. Tras 17 años de espera, el centro docente verá acometer dos de sus principales objetivos: la ampliación y la reforma del edificio originario. Se trata por lo tanto de dar respuesta a las necesidades de infraestructuras que viene arrastrando un centro que es modélico desde hace ya décadas en el panorama docente de la provincia.

El director de la escuela, Antonio García, se entrevistó ayer con el delegado territorial de Educación, Vicente Zarza, para conocer más de cerca los pormenores de un acuerdo al que llegó el Consejo de Gobierno de la Junta el pasado martes: la autorización, con dotación económica incluida, tanto para la ampliación como para la reforma del centro docente, que en este curso cuenta con 350 alumnos. A todo ello se le asignan 2.700.000 euros.

923Metros cuadrados. Es la superficie que cubrirá la ampliación de la escuela

Antonio García se mostró ayer eufórico por la noticia, ya que "han sido muchos años de espera, de luchas, de estar muy encima para que esto se hiciera realidad, pues iba siempre todo tan lento que no parecía que fuera a llegar el momento". Incluso, "temía que se nos concediera una pequeña asignación económica para que el proyecto fuera arrancando y sin embargo se nos ha concedido el montante total".

Este 2018 estará ocupado por la tramitación administrativa que conlleva unos trabajos de esta índole y se confía en que 2019 sea el año en que se dé el pistoletazo de salida a las obras. La planificación que se ha concebido para hacer efectivo el proyecto se iniciará, como ya se ha comentado, con la ampliación de la escuela.

Se trata de la edificación en un solar contiguo a la actual sede, que habitualmente se usaba como aparcamiento y que cuenta con una superficie de 923 metros cuadrados. Tras esta actuación vendrá la reforma del edificio originario, que acarreará trabajos de gran calado como la restauración del mismo techo. El director de la escuela justificó el que se haya dado prioridad a la ampliación para que "en el momento en que dé comienzo la restauración, podamos contar con espacio suficiente como para incluir a todos los alumnos y no haya que suspender o paralizar ninguna de las actividades". Con todo ello, Huelva "por fin va a contar con una escuela que es la que se merece y que le garantiza un futuro"; "será -añadió- una escuela maravillosa con perspectivas de futuro".

El proyecto de ampliación de la Escuela León Ortega arranca nada menos que de 2001. Ese proyecto fue asumido en 2005 por el Plan Mejor Escuela de la Junta, pero quedó relegado por la polémica sobre la cesión de terrenos, que de esta manera se convirtió en una más de las aburridas y frustrantes polémicas entre administraciones regidas por distintas fuerzas políticas. En 2009 hubo un principio de acuerdo sobre este asunto, pero en aquella ocasión fue la escasez de fondos la que impidió la ampliación. Afortunadamente, en 2015 el Ayuntamiento firmó definitivamente la cesión del solar, que según los cálculos de la propia escuela permitirá el incremento en un 40% del alumnado con el que cuenta actualmente y acabará asimismo con las penurias de espacio que padece desde hace ya décadas.

Antonio García hizo referencia a la agobiante situación de falta de espacio que han padecido en numerosas ocasiones, "teniendo que dividir en algunos casos en dos las aulas, con el consiguiente trastorno que provoca tanto a profesores como a alumnos tener que estar escuchando a los compañeros de la otra clase". El proyecto de ampliación acabó de recibir su último visto bueno en septiembre del año pasado a cargo del arquitecto de la Agencia Pública Andaluza de Educación, quien ratificó al director del centro que lo planificado se respetaría de manera íntegra.

Lo proyectado consiste en 5 aulas de teórica, un par de aulas de Informática y una sala multiusos y contará con dos plantas. La superficie de 923 metros cuadrados es idéntica a la que se ocupó en el flanco izquierdo del edificio, hace más de 20 años, para albergar el Bachillerato de Arte que por entonces daba sus primeros pasos y que ya en su momento, supuso todo un desahogo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios