Huelva

Detenido un menor en Huelva por no llevar mascarilla y agredir a varios policías

  • El fiscal lo deja en libertad con cargos por un posible delito de resistencia a la autoridad

Dos agentes charlan con jóvenes en la Gran Vía el verano pasado. Dos agentes charlan con jóvenes en la Gran Vía el verano pasado.

Dos agentes charlan con jóvenes en la Gran Vía el verano pasado. / Rafa del Barrio (Huelva)

Un menor de 16 años de Huelva quedó ayer en libertad con cargos después de que en la tarde del miércoles fuera detenido tras agredir a varios agentes de la Policía Nacional que le llamaron la atención porque no llevaba la mascarilla puesta. Así lo confirmaron ayer a Huelva Información fuentes de la Fiscalía de Menores, que precisaron que el asunto está en fase de instrucción y se sigue por un probable delito de resistencia a agentes de la autoridad.

Como ha podido saber este diario, los hechos acontecieron en la capital en el momento en que una patrulla de la Policía Nacional detectó a un grupo de chicos en el que uno de ellos no llevaba puesta la mascarilla. Al ser interpelado por uno de los agentes, quien le exigió que se la pusiera, el adolescente empujó a otro de los efectivos y echó a correr. En el momento en el que consiguieron darle alcance, este “se revolvió y atacó” a los policías.

Las fuentes consultadas precisaron que, además, trató de "echar mano de un pequeño bolso que llevaba", en el que los funcionarios hallaron "una navaja de considerables dimensiones que excedían de lo legal".

Por este suceso, el joven pasó en la mañana de ayer a disposición de la Fiscalía de Menores. El fiscal delegado de la sección, Alberto Campomanes, le tomó declaración y decidió dejarlo en libertad bajo investigación, a la espera de la valoración de las pruebas del posible delito, tal y como precisó el instructor a este rotativo tras ser preguntado por este asunto.

Campomanes manifiesta al respecto que a estos chicos "suelo decirles que su obsesión debería ser formarse y disfrutar de manera segura, teniendo en cuenta cuáles son las circunstancias de salud pública actuales; tenemos un futuro complicado en el que va a haber una especialización en la que otros países nos están tomando la delantera y, al final, tendremos que pagar por servicios que seremos incapaces de prestar".

En este contexto, destaca, los delitos de desobediencia y de resistencia a agentes de la autoridad "son algo que siempre vamos a perseguir, pero que tenemos que tomarnos con especial seriedad en situaciones como esta porque, con los datos que tenemos de fallecidos e infectados y los que están por venir, la rebeldía juvenil con las medidas de seguridad y sanidad en este panorama es un lujo que no podemos permitirnos".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios