Huelva

Comienzan los trabajos previos de la reforma del edificio de Hacienda

  • Los operarios realizan las actuaciones necesarias para el vallado, el andamiaje y el suministro eléctrico del inmueble

Comienzan los trabajos previos de la rehabilitación del antiguo edificio de Hacienda. Operarios iniciaron ayer las actuaciones necesarias para el vallado, el andamiaje y el suministro eléctrico de la edificación para poder llevar a cabo las obras de reforma del emblemático inmueble, diseñado por el arquitecto Julián Laguna e inaugurado en el año 1952.

La reforma del edificio, ubicado en la céntrica plaza de la Constitución, tiene un plazo de ejecución de veinte meses y supondrá una inversión de 4,2 millones de euros. El proyecto de rehabilitación es de los arquitectos Antonio González Cordón y Antonio Liñán.

La pintura mural de Eduardo Vicente se extraerá para su restauración

Una vez esté acotado el espacio exterior y colocado el andamiaje se procederá a la limpieza interior del edificio y a la retirada de todos los elementos existentes. Asimismo, se extraerá la pintura mural que hay en el hall del inmueble, obra del pintor Eduardo Vicente, que representa los sectores productivos más importantes de la época -la pesca y la minería- enlazados en un escudo de Huelva.

La pintura mural se restaurará y se volverá a colocar cuando el edificio esté rehabilitado, según indicaron ayer desde la Junta de Andalucía. La edificación albergará la Delegación del Gobierno andaluz en Huelva.

La empresa encargada de la recuperación y conservación del mural también realizará una excavación arqueológica preventiva en la zona sótano del inmueble.

La construcción de tres plantas, que lleva veinticuatro años cerrada, está incluida en el Catálogo de Edificios Protegidos de la Ciudad de Huelva con grado P2 (protección tipológica y estructural). Se mantendrá su fachada de estilo neoherreriano, para lo cual es imprescindible la colocación de una estructura metálica que la sujete y se procederá a la demolición del interior del edificio, que se encuentra en muy mal estado, y se rediseñará.

A través de la entrada principal se plantea en la rehabilitación de la edificación un atrio-hall de acceso a modo de plaza interna, cuyo pavimento será de granito, respetando el material original. También se creará una fachada contemporánea oculta en la cubierta, de manera que en contraste al carácter historicista de la fachada se le dote de un elemento actual que lo identifique con su nuevo uso.

Aparte, el proyecto de reforma propone una especie de mueble-celosía que envolverá el patio y que funcionará como límite entre los espacios de tránsito y los de trabajo.

La edificación tendrá una superficie construida de 3.518 metros cuadrados distribuidos entre cuatro plantas y un sótano.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios