Huelva

El Ayuntamiento descataloga una fachada de la calle Rico

  • La Junta avala la legalidad del trámite, pero advierte de que el edificio no es "monumental" pero sí "representativo de la arquitectura residencial onubense" El inmueble data de 1935

Comentarios 14

Desaparecerá del mapa otro ejemplo de la típica arquitectura residencial de la Huelva de los años treinta, ahora descatalogado por no poseer la monumentalidad de otras construcciones de la calle Rico. Como testigo de lo que fue esta vía de fachadas señoriales, están blindados para la posteridad el edificio neorrenacentista del antiguo Círculo Mercantil, viviendas regionalistas y modernistas, joyas como el conservatorio de música que hoy acoge el Instituto Andaluz de la Juventud, la casa de los Litri convertida en tienda de trajes de novia… o el imponente edificio neobarroco que legó Pérez Carasa en la esquina con Gobernador Alonso.

En esta profusión de patrimonio, totalmente excepcional en una ciudad que ha perdido tantos inmuebles de interés, la arquitectura emblemática convive con otras construcciones humildes configurando una trama urbana que en las últimas décadas se ha visto salpicada de intrusiones contemporáneas. Es lo que ocurrirá, al ritmo que permita esta crisis, con la fachada que acaba de perder su protección patrimonial en el número 45 de la calle Rico, una edificación que, según el Catastro, fue construida en 1935, combinando el uso residencial con el industrial (almacén de quesos). En esta misma finca estuvo años antes la Escuela de Pintura donde se formó José Caballero y pequeño Museo de Bellas Artes, un efímero caserón neoclásico que no duró ni dos décadas.

Ahora el destino de este número 45 se asemeja al de su vecino, el número 47, de diseño similar, que nunca contó con catalogación por parte del Ayuntamiento.

A tal efecto, el último Pleno municipal consumó el Viernes de Dolores lo que desde el Consistorio se ha denominado "subsanación de un error material". Y es que el Ayuntamiento considera un desajuste técnico que este edificio tuviera atribuida desde hace doce años una protección de grado 3, relativa a la configuración exterior de la fachada, en el ahora corregido Plan Especial del Casco Antiguo. Llega así a su culminación un procedimiento que se puso en marcha el pasado otoño y que, después de pasar la fase de información pública sin que se presentaran alegaciones, ha obtenido el visto bueno de la Junta de Andalucía. La Delegación Territorial de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente -competente además en materia de urbanismo y ordenación del territorio- ha emitido informe favorable a una subsanación amparada en la legalidad, lo que no ha sido óbice para que el departamento que encabeza Carmen Lloret haya manifestado su discrepancia de los criterios en los que se apoya el Ayuntamiento relativos, entre otras cuestiones, al "escaso valor de la fachada". El informe técnico de la Junta, al que ha tenido acceso este periódico apunta que la Delegación "no coincide con esta apreciación dado que, sin poseer la fachada valor monumental alguno, sí es representativa de un tipo morfológico muy característico de la arquitectura residencial onubense".

El dictamen del área de Desarrollo Urbano del Consistorio contrapone que "no se encuentran valores históricos artísticos que motiven la catalogación suficientemente" y además esgrime una serie de justificaciones jurídicas apoyadas en "discordancias" o "contradicciones" que se han detectado a nivel técnico: aunque el inmueble figuraba desde 2001 en la planimetría del Plan Especial con el citado grado de protección 3, en ese documento, la fachada aparece alineada con el frente general de la calle Rico, si bien en la actualidad se encuentra adelantada a los inmuebles colindantes en más de medio metro en la medianera izquierda y menos en la derecha.

Éste es uno de los argumentos que utiliza el Ayuntamiento para que la finca se recalifique como "fuera de ordenación", ya que el Plan Especial da esta consideración a "aquellos edificios cuyo frente edificado actual sobresale de la alineación exterior en más de 50 centímetros". Si el inmueble está protegido, no se puede obligar su retranqueo. Pero, además, los técnicos municipales añaden que el edificio en cuestión carecía de ficha particularizada en el Catálogo de Edificios, Elementos y Espacios Urbanos de Valores Singulares que se integra en el Plan Especial del Casco Antiguo, indicando además que el inmueble no aparece referenciado en publicaciones como Edificios de interés de la ciudad de Huelva o Guía de la Arquitectura de Huelva, donde sí aparecen otros edificios catalogados de la calle Rico como los señalados líneas arriba.

El Ayuntamiento sostiene que el valor de edificios como los números 35, 37,39 o 41 es "incuestionable", no así el de los números 45 y 47. "Ambos -aducen- se corresponden con un tipo de edificación que, si bien puede resultar característica de la ciudad, no por ello deriva en valor arquitectónico".

Así, con la modificación aprobada de forma definitiva, además de eliminarse la catalogación de la planimetría, se permitirá edificar en altura para equiparar este número 45 al resto de la calle.

La Junta ha calificado de "discrecionales" y "relativos" los motivos dados por el Consistorio para proceder a esta descatalogación pero, al no ser reprochables desde el punto de vista de la legalidad, el asunto ha prosperado como la subsanación de "un error técnico", no considerándose una modificación del planeamiento urbanístico.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios