Nueva norma laboral

Cepyme denuncia que la ley de control horario no tiene en cuenta a las pymes

  • El Gobierno pide cumplir "sin agobios" la nueva normativa y dice que Inspección actuará "con mesura".

La ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, en Santander, ayer. La ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, en Santander, ayer.

La ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, en Santander, ayer. / J. M. S. Arce / EP

El presidente de la patronal Cepyme, Gerardo Cuerva, pidió al Gobierno que flexibilice la puesta en marcha de la ley de control horario que obliga a fichar en todas las empresas, ya que no tiene en cuenta las múltiples realidades de las pequeñas y medianas empresas (pymes) y no se adapta a las nuevas formas laborales y "genera importantes dudas".

Cuerva criticó que esta medida, que entra ahora en vigor, fuera tramitada de forma urgente por el Gobierno porque no estaba en ninguna de las mesas de negociación o reivindicación de sindicatos, trabajadores o empresas.

A juicio de Cuerva, en un momento en el que muchas empresas están implantando sistemas de flexibilización horaria, teletrabajo y otras fórmulas para favorecer la conciliación, el sistema de control horario supone un "retroceso" y no conduce a ninguna mejora en las relaciones laborales con los trabajadores.

Además, especialmente entre las pymes, está suscitando muchas dudas con respecto a su aplicación, ya que muchas de esas empresas cuentan con varios centros de trabajo, con trabajadores que no pasan a diario por los mismos y con un amplio espectro de casos diferentes.

En esta línea, la CEOE señaló que el Gobierno debe hacer una "reflexión" sobre la posibilidad de retrasar o flexibilizar la implantación real de esta ley para solventar esas dudas porque "ese modelo de trabajo" con tiempos muy tasados "pasó" y ahora hay que avanzar en otros modelos basados en la confianza y la conciliación.

Versión gubernamental

La ministra de Trabajo en funciones, Magdalena Valerio, por su parte, llamó a las empresas a cumplir "sin agobios" pero "con seriedad" el decreto ley que desde este domingo les obliga a registrar la jornada laboral de cada uno de sus empleados para "acabar con el fraude" que suponen las horas no remuneradas ni libradas y que tampoco cotizan.

La ministra aseguró que los empresarios han tenido "dos meses" para implantar los dispositivos de control horario y lamentó que "a veces dejemos las cosas para el último minuto". Además, avisó de que la Inspección de Trabajo actuará desde el día 13 "con cabeza, mesura y sentido común".

Etiquetas

,

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios