El tráfico centra las quejas de los vecinos de San Antonio

  • Exigen que se deje la Avenida San Antonio de un sólo sentido, que se coloquen más pasos de peatones y que se regule el cruce de la calle Málaga con un semáforo

La barriada de San Antonio se caracteriza por ser una de las de mayor cota de la capital, ubicándose sobre uno de los costados del Conquero. Llena de pequeños comercios y cercana al Parque Moret, el aire que se respira en sus calles es tranquilo, algo muy apreciado por todos sus vecinos, entre los que no existen grandes quejas por el estado en el que se conserva esta zona de la ciudad de Huelva cuya columna vertebral es la Avenida de San Antonio.

Es el tráfico el punto más conflictivo, el que centra el mayor número de quejas del vecindario y de los comerciantes. José Antonio Sanchís asegura que "la avenida es demasiado estrecha como para soportar dos sentidos de circulación y a mí ya me han roto dos espejos retrovisores de mi furgoneta", por lo que opina que la solución pasaría por "dejar la calle de un sólo sentido o eliminar toda una hilera de aparcamientos, algo que no sería demasiado correcto, porque ya es bastante complicado estacionar en Huelva".

Manuela Rebollo está completamente de acuerdo en este punto y añade que "el cruce de la avenida con la calle Málaga es muy peligroso" y ya se han producido varios atropellos leves. Propone "que se ponga un semáforo ahí y que se coloquen más pasos de peatones, ya que sólo tenemos dos en toda la calle". Asimismo, denuncia que "los coches pasan por aquí a gran velocidad, poniendo en peligro la vida de todos".

El segundo tema en importancia destacado por los vecinos es el de los aparcamientos. Para María José Hernández, "es muy complicado encontrar aparcamiento, sobre todo en la hora de entrada y salida de los niños del colegio García Lorca". Indica al respecto que "a las dos de la tarde puedo llevarme hasta 20 minutos intentando sacar mi vehículo del aparcamiento porque todos los coches se ponen en doble fila". De la misma opinión es Aarón Jiménez, que manifiesta que "a veces hay que venirse como media hora antes de entrar al trabajo para buscar un aparcamiento y abrir el negocio a la hora justa".

A pesar de que la barriada cuenta con una zona infantil en el parque Miguel de Unamuno, muchos piensan que es insuficiente. "En esta ciudad sólo se hacen rotondas, edificios y fuentes, pero no se cuenta con que los niños tienen que tener espacios para jugar", comentaba Hernández.

Desde la panadería Gil, Ana María Sánchez indica que "los ladrillos se han comido todo el campo que había en el Conquero", que solía ser una zona de juegos para los niños de antaño. Esto ha dado al barrio de San Antonio un aspecto "más gris", y "me gustaría que hubiera más zonas verdes, porque sólo se ven ladrillos y pisos altos en la zona", añade Sonia Melero.

Con la limpieza del barrio están todos contentos, puesto que los barrenderos se dejan ver todos los días por la zona. A pesar de todo a Teresa Rodríguez le parece que "la gente debería tener más civismo y limpiar los excrementos de sus perros de la calle, que es una vergüenza. Y eso que tienen un pipi-can en la plaza Miguel de Unamuno".

Las instalaciones deportivas brillan por su ausencia, según algunos vecinos y comerciantes. El farmacéutico José Manuel Herves dice que "los mayores no tenemos dónde hacer deporte, ya que la única pista deportiva pertenece al colegio y ahí van a jugar los niños".

Sobre el estado del acerado, Manuela Rebollo denuncia que "está todo levantado y ha causado ya varias caídas, sobre todo de gente mayor". A su marido también le molesta un poco que "yo quiera reciclar y tenga que pegarme una caminata de mil demonios 200 metros calle arriba para poder tirar la basura a los contenedores amarillos o azules", expresó.

En definitiva, es la barriada de San Antonio "un barrio lleno de tranquilidad y buena gente", según Joaquín Regidor, al que Aarón Jiménez añadiría "más tiendas de ropa para que no tengamos que desplazarnos al centro para comprar, porque por lo demás, tenemos de todo, desde supermercados a tintorerías, farmacias, peluquería, tiendas de informática o talleres de coche".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios