De Escuredo a la muerte de Paquirri

Durante 1984, España trataba de posicionarse internacionalmente. Su entrada en la CEE era vista con recelo por algunos de los países integrantes, que aún tenían en cuenta su pasado político reciente y los problemas económicos que estaba atravesando. No obstante, algunas voces se alzaban a su favor, como la de Mitterrand, quien creía imprescindible una Europa en la que se incluyese tanto a España como a Portugal.

Pero además de con un marco internacional cambiante, con muerte del presidente soviético Yuri Andropov y reelección de Ronald Reagan incluídas, y numerosos conflictos en un mundo polarizado, el Gobierno debía lidiar con sus propios problemas.

Comenzó el año renovando la cúpula militar nombrada por Leopoldo Calvo Sotelo, mientras en la calle se sucedían las manifestaciones contra la LODE, el PNV ganaba las elecciones en el País Vasco -más tarde lo haría Pujol por mayoría absoluta en Cataluña-, y ETA asesinaba al senador socialista Enrique Casas.

Pero fue en febrero cuando le sobrevendría al Gobierno socialista su principal dolor de cabeza del año 84: Rafael Escuredo, presidente de la Junta de Andalucía, dimitía de su cargo tras meses de disputas con sus compañeros de partido en el Gobierno central. El retraso de las transferencias del IRYDA y el ICONA y sus más que tensas relaciones con Alfonso Guerra desembocaron en la renuncia del primer presidente autonómico electo, quien consideró que la decisión aceleraría el desarrollo de Andalucía. Su sucesor para el resto de la legislatura sería José Rodríguez de la Borbolla.

Ya se había producido el traspaso del INSALUD, un gigante con 38.000 funcionarios y 150.000 millones de pesetas que Andalucía tendría que gestionar desde entonces, y la controvertida escala de Fidel Castro en España, que pese a los esfuerzos de cordialidad del cubano, no gustó a todo el mundo.

Pero dos acontecimientos luctuosos marcaron aquel año: la muerte en febrero de Francisco de Borbón, hijo del duque de Cádiz y de Carmen Martínez-Bordiú, en un accidente de coche, y la trágica cogida de Paquirri en la plaza de Pozoblanco en septiembre. Las imágenes de la muerte del torero, la polémica sobre la falta de medios en la plaza y el dolor público de su esposa, Isabel Pantoja, con la que formaba la pareja de moda, coparon la actualidad informativa.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios