Enfermeras de Cádiz denuncian que reciben menos sueldo por no llevar falda

  • La presidenta del comité de empresa asegura que "una docena" de trabajadoras han dejado de recibir este mes "unos 30 euros" correspondientes a un complemento que "nada tiene que ver con el vestuario"

Comentarios 7

El comité de empresa de la gaditana Clínica de San Rafael, perteneciente a la empresa Pascual, aseguró que una docena de enfermeras han visto "mermada la nómina" este mes por el hecho de "no llevar falda" en el trabajo.

La presidenta del comité de empresa, Adela Sastre, aseguró que "una docena" de trabajadoras del centro sanitario ha dejado de percibir este mes "unos 30 euros" correspondientes a "un complemento de asistencia y dedicación", que "nada tiene que ver con el vestuario".

Según dijo, se trata de una medida "discriminatoria" que no se ha aplicado a la totalidad del personal femenino, ya que algunas "llevan pantalones y parece que no pasa nada". Sastre añadió que "llevaban tiempo amenazando" con esta medida, aunque "no creímos que se atrevieran con una Ley de Igualdad recién estrenada".

La presidenta del comité reiteró que se trata de una medida "discriminatoria" que "nada tiene que ver con el trabajo", sino "con el hecho de ser mujer y habernos puesto unos pantalones para protegernos a la hora de trabajar".

En este sentido, Sastre incidió en que el pantalón que visten es "un pijama" que les entregó "el supervisor de la planta y que lleva el logotipo de la empresa Pascual, exactamente igual que el de otras compañeras a las que sí se les permite".

Finalmente, añadió que "nadie puede obligarles a llevar las piernas al aire" y "no protegerse" a la hora de desempeñar su trabajo, teniendo en cuenta que asisten a pacientes sangrantes, crónicos y algunos que están en aislamiento, sin olvidar que, "además, se trata de una cuestión de intimidad", sentenció.

También han anunciado que denunciarán a la empresa Pascual si no cambia la normativa interna de vestuario del centro, ya que en un "claro incumplimiento" de la Ley de Igualdad.

Adela Sastre ha explicado que el próximo día 2 se concentrarán al mediodía a las puertas del centro hospitalario, y posteriormente harán lo mismo ante la Delegación de Salud.

"Si no responden a nuestras demandas, iremos a los tribunales y demandaremos a la empresa, porque esto es un claro incumplimiento de la Ley de Igualdad", ha indicado Sastre.

La presidenta del comité ha argumentado que la empresa "no dedica sus esfuerzos a velar por la seguridad laboral ni por la comodidad de su personal, sino que lo importante es que estemos monas de cara al cliente, algo que no es propio de la época en la que vivimos".

Sastre también ha advertido que la Junta de Andalucía contrata a empresas "que incumplen la ley de igualdad", como este caso.

El gerente del Hospital San Rafael, José Manuel Pascual, declaró que desconocía las movilizaciones previstas y reconoció que cuando un trabajador del centro "incumple reiteradamente la normativa de vestuario interna, hay un concepto económico que no se le abona".

A su juicio, no se incumple la Ley de Igualdad, "aunque no la conozco en profundidad" y añadió que si es así "se deberá denunciar ante los tribunales, porque conseguir algo a base de movilizaciones en vez de acudir a la justicia no es el camino".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios