Obras Públicas dice que la variante terminará en verano

  • El proyecto, que mejorará la seguridad vial, tiene una inversión de 9 millones

La Delegación Provincial de Obras Públicas y Transportes ultima los trabajos de construcción de la variante de San Bartolomé de la Torre, para desviar el tráfico de la travesía de esta localidad y mejorar así la seguridad vial. La iniciativa cuenta con una inversión de 9 millones de euros y está previsto que esté finalizada durante el verano.

La variante, que evitará el actual paso lento y peligroso de vehículos por la travesía bartolina, tendrá una longitud total de 8,5 kilómetros, rodeando el casco urbano por el sur y por el oeste. Partiendo del kilómetro 11 de la A-495, conecta con la H-9013 de San Bartolomé a Tariquejo y con la A-490 de San Bartolomé a Villanueva de los Castillejos, para finalmente volver a entroncar con la A-495 entre la localidad bartolina y Alosno en el kilómetro 17.

Las obras se encuentran en un estado avanzado, ya que están ejecutadas las estructuras de enlace de Tariquejos y Villanueva de los Castillejos. El proyecto no prevé la construcción de puentes o similares.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios