Muere un niño en Aroche al caerle una viga en la cabeza en una finca

  • La Guardia Civil investiga si el suceso está relacionado con el viento. La provincia onubense registró ochenta incidencias por las fuertes ráfagas, que causaron un herido en la capital.

Un niño muerto y un herido es el fatídico balance del temporal de viento que azotó ayer a la provincia de Huelva, que produjo además caídas de árboles y ramas, chapas, cornisas y cristales rotos, además de desperfectos en algunas explotaciones freseras y de cítricos.

La Guardia Civil investiga del suceso que acabó con la vida de M.P.R., un niño de tres años, en Aroche al caerle una viga encima cuando estaba una finca por si tuviera relación con el temporal.

El Ayuntamiento arocheno ha decretado tres días de luto oficial como consecuencia de la "terrible y desgraciada pérdida". Así lo confirmó el alcalde del municipio, José Antonio Muñiz, que en declaraciones a Europa Press, explicó que la familia del menor "era muy conocida en el pueblo" y su muerte ha causado una "conmoción enorme". Muñiz anunció que los centros escolares de la localidad suspenderán hoy su actividad en solidaridad con el pequeño fallecido.

El Ayuntamiento ha ofrecido todo su "apoyo y cariño" a la familia del menor, además de la "solidaridad de todos los arochenos" por lo que sucedido, que, según los primeros datos, ha sido fruto de un accidente. El menor falleció tras el accidente que se produjo sobre las 12:45. Desde el 112 se dio aviso a servicios sanitarios, que trasladaron al menor hasta el hospital comarcal de Riotinto, donde no pudieron  hacer nada por salvarl la vida al menor. 

El 112 de Andalucía atendió un total de 78 incidencias desde las doce del mediodía en la provincia onubense como consecuencia del fuerte viento que causó también un herido. Buena parte de ellas se registraron en capital, principalmente por caídas de árboles y ramas, cornisas, chapas, toldos o uralitas, así como contenedores,  según informó Bomberos, que realizó alrededor de una doce de salidas durante la mañana.

 Por estas mismas causas se registraron también llamadas procedentes de municipios de Encinasola, Gibraleón, Almonte, Ayamonte, San Juan, Aljaraque, Beas y Valverde del Camino, a cuya altura la circulación en el carril de la N-435 se vio interrumpida por la caída de un árbol. También la A-483 registró  incidencias y varias vías secundarias de la Sierra.

En la capital onubense la mayor incidencia fue una mujer que sufrió heridas al ser golpeada por una puerta del edificio de un colegio en obras en La Hispanidad, informó el Servicio de Emergencias.

El temporal también causó incidencias en Lepe donde buena parte de la localidad permaneció un tiempo sin luz, sin que funcionen semáforos y alumbrado municipal.

En el campo, el viento causó desperfectos en los invernaderos de fresas, principalmente en los plásticos, aunque los daños fueron muy localizados. En las explotaciones frutales, los daños se tradujeron en la caída de las naranjas, aunque tampoco fueron de consideración. Las ráfagas de viento superaron los 70 kilómetros por hora en algunos puntos de la provincia, que permaneció en alerta naranja hasta las 18.00. 

Por estas mismas causas se han registrado también llamadas procedentes de municipios de Encinasola, Gibraleón, Almonte, Valverde del camino -a cuya altura la circulación en el carril de la N-435, sentido Huelva se ha visto interrumpida por la caída de un árbol-, Ayamonte, San Juan, Aljaraque o Beas.

Por otra parte, el temporal también ha causado incidencias en municipios de la costa, como Lepe, donde buena parte de la localidad se ha quedado sin luz, y no funcionan semáforos ni alumbrado municipal. La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) ha elevado a naranja el nivel de los avisos previstos por viento en varias comarcas de las provincias de Almería, Granada, Málaga, Sevilla y Huelva, así como por fenómenos costeros en el Estrecho y Almería, con temporal de viento en Andalucía con rachas de hasta 90 kilómetros por hora.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios