bollullos par del condado

La Guardia Civil localiza a los perros peligrosos que atacan a personas y animales

  • Los canes matan un potro y un cordero y causan heridas a una mula y a un ovino

Los perros peligrosos han quedado a disposición de la autoridad judicial. Los perros peligrosos han quedado a disposición de la autoridad judicial.

Los perros peligrosos han quedado a disposición de la autoridad judicial. / H.I.

La Guardia Civil ha identificado al propietario de varios perros peligrosos que atacaban a animales de vecinos de Bollullos Par del Condado. A finales de 2017 el propietario de una finca denunció la muerte de uno de sus potros, tras ser atacado por varios perros.

Tras posteriores investigaciones y contando con la colaboración del Guarda de Coto de caza de la zona así como del propietario del potro, se localizó una finca cercana, donde los agentes pudieron observar cómo el vallado perimetral de alambre se encontraba agujereado en varias extensiones del mismo, habiendo en su interior cinco canes, cuatro de ellos sueltos y otro amarrado por una correa, los cuales entraban y salían libremente de la parcela, teniendo incluso algunos ciudadanos que tomar medidas para evitar ser atacados.

Además, los canes fueron reconocidos sin género de duda por el propietario del potro como los causantes de la muerte del equino.

También se entrevistó a otros vecinos, a los cuales los perros le habían matado un cordero y causado heridas de gravedad a una mula y a otro cordero.

Ante la gravedad de los hechos, y al no poder localizar al propietario de los animales por encontrarse de viaje, se dio comunicado al Ayuntamiento de Bollullos Par del Condado, para que se procediera a la retirada y depósito de los canes debido al peligro de que pudieran atacar a alguna persona que se encontrara por la zona, ya que son muy peligrosos, por lo que los perros quedaron a disposición de la autoridad judicial correspondiente, con lo que quedó concluido así el dispositivo a finales del mes de marzo.

Así mismo, se han remitido las correspondientes denuncias a la Delegación territorial de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía, por la comisión de múltiples infracciones administrativas a la Ley 11/2003, de protección de animales al propietario de los perros.

Con el presente servicio, se ha evitado un grave riesgo para los vecinos de la zona.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios