"Ser honesto con los demás no se practica hoy demasiado"

  • Pou pone fin hoy en el Teatro Romano de Mérida a 'Sócrates. Juicio y muerte de un ciudadano'

El actor José María Pou, que estos días da vida a Sócrates en el Festival Internacional de Teatro Clásico de Mérida, considera que hoy más que nunca cobra sentido el pensamiento del gran filósofo griego, ya que el hombre actual "sólo sabe que no sabe nada" al desconocer quién decide su destino. "No sabemos qué está pasando, no sabemos en manos de quién estamos e incluso de los más cercanos, que son nuestros propios gobernantes, tampoco sabemos qué es lo que se está tejiendo", lamenta Pou, que estos días -hasta esta misma noche- está representando en la capital extremeña Sócrates. Juicio y muerte de un ciudadano, bajo la dirección de Mario Gas y con texto suyo y de Alberto Iglesias.

"Una de las pequeñas o grandes esperanzas" que en estos momentos se vive en España, sostiene el veterano intérprete, es que, tras las últimas elecciones municipales y autonómicas, "parece que sí es cierto que se ha dado un salto y que la palabra transparencia y la necesidad de explicar las cosas, a raíz de todos esos pactos que se están haciendo, está cobrando carta de naturaleza".

La obra sobre el juicio y la muerte del gran filósofo ateniense ha sido dedicada por Mario Gas "al pueblo griego y a su Gobierno", con la esperanza de que "el caso de Grecia sirva para que avance la Europa de los ciudadanos y retroceda la Europa del gran capital", según se pone de manifiesto en el programa de mano y según se hizo hincapié también en la presentación del espectáculo.

Pou cree que la Grecia actual, cuya situación es "lamentable", necesita "de toda nuestra solidaridad". "No hay que olvidar que si el pueblo griego ha llegado a esta situación es porque gobiernos anteriores, muy parecidos o hermanos gemelos del PP y del PSOE, socialistas y liberales, engañaron y falsearon las cuentas durante mucho tiempo", añade. Por ello, destacó la importancia de la "honestidad" en todos los ámbitos de la vida, como defendía Sócrates, quien a través de él en la escena del Teatro Romano de Mérida "habla continuamente de la necesidad de ser honesto, con uno mismo y con los demás", algo que "por desgracia no se practica demasiado".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios