Planeta publica la obra póstuma de Umbral 'Carta a mi mujer'

  • El volumen, un libro intimista y lírico escrito hace 20 años, está dedicado a su viuda.

La editorial Planeta lanza al mercado 'Carta a mi mujer', la obra póstuma de Francisco Umbral, un libro "íntimo" y "lírico", que "nació de lo mejor y de lo más hondo de su persona", reconoció su viuda María España. Estas páginas, escritas por Umbral hace 20 años y que su viuda guardó en un cajón porque estaban dedicadas a ella, completan la trilogía lírica iniciada con 'Mortal y Rosa' y 'Un ser de lejanías'. "Es un homenaje a mí; uno de los últimos y más bellos homenajes que podía tener", reconoció María España.

A la presentación del libro, que se celebró en un conocido hotel madrileño, asistieron el ministro de Cultura, César Antonio Molina; Jaime de Marichalar, gran amigo de Umbral; familiares y amigos del escritor y un sinfín de personalidades del mundo de la Cultura. 

Para el ministro de Cultura, César Antonio Molina, 'Carta a mi mujer' es una "confesión intimista" y una "crónica interior" que confirma a su viuda María España como una "espectadora de la cotidianeidad" del escritor. "Ella es su espejo; su sombra fiel y su compañera de viaje", aseguró el titular de Cultura, para quien las páginas de Umbral están llenas de "ironía y lirismo".

María España explicó que estas páginas fueron escritas en 1986 en la calle Juan Ramón Jiménez, donde vivían, y no fue publicado antes porque siempre había un "libro más urgente y actual que publicar", declaró. 

Para el poeta Pere Gimferrer, autor del prólogo del libro, 'Carta a mi mujer' es una obra "muy seria y muy patética", escrita por un hombre que observa que su vida se termina y lo hace "desde el punto de vista de un hombre que vive con su pareja". "Es uno de los libros más conmovedores e interesantes de Umbral", admitió.

En sus páginas, Francisco Umbral habla de lo cotidiano y lo viste con el traje suntuoso del lenguaje más exquisito y expone también su parte más íntima. Como pretexto para 'desnudarse' emocionalmente se sirve de un viejo coche, de las flores de un magnolio, del agua de la piscina, de un gato o de cualquier otro detalle que le inspire para hablar de la vida en la pareja en plena madurez.

El libro, de 173 páginas, trascurre en una casa de campo cercana a Madrid y tiene una gran carga lírica que Umbral combina también con una ironía socarrona en la que la vida real y la inventada se entremezclan. Umbral escribe sobre las pérdidas cotidianas; sobre lo efímero del mundo, sobre la vejez, la amistad, el deseo, e incluso el sexo.

Según explicó Pere Gimferrer, Umbral tenía la certeza de que el "decaimiento" y la muerte le llegaría antes que su pareja y escribió estas líneas de "profunda gravedad". Umbral falleció el 28 de agosto de 2007 en Madrid a los 72 años.

Preguntada por las públicas infidelidades del escritor de 'Mortal y Rosa', su viuda María España contestó: "Ha tenido muchas y ha hecho bien, pero todas se han ido quedando por el camino".

Su viuda, quien reconoció que ya no existen más originales guardados en un cajón, anunció que el próximo otoño se publicará un libro con sus poesías inéditas, "porque a él le gustaba mucho escribir poesía pero sabía que no se vendía", confesó.

Asimismo, Planeta publicará una antología de los textos más importantes de Umbral, con prólogo de Miguel García-Posada, bajo el título 'Hojas de Madrid'.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios