Antonio y Chayo, otros cuernos muy televisivos

Un día ves un programa y te das que cuenta que Rosario Mohedano, más conocida en todo el mundo como la sobrina cantarina de Rocío Jurado, ahora todos la llaman Chayo. Bueno. Una tal Rocío Hurtado, que se entregaba sin cortapisas al novio de la cantante, le ha añadido nomenclaturas a la joven madre que la buena educación impide incluirlos en estos párrafos. Antonio Tejada, tan calladito, guarda silencio de sus pélvicas acciones.

A Chayo le han puesto los cuernos ante toda España, que es la forma más dolorosa de notarlos. Cuernos pronunciados según el testimonio de la tal Rocío, que hasta hace unos días también desconocíamos de su existencia. La dirección del programa de Cantizano en las noches de los viernes de Antena 3, DEC, vieron que esta chica de chichi revoltoso era una buena excusa para plantar cara a un previsible estreno de Telecinco en dicha noche. Vaya por Dios, con la estratagema de llevar a Rocío los de Antena 3 consiguieron aplastar a la competencia. De esta manera también los de Planeta daban la bienvenida al Día de Andalucía. Y para esto han quedado determinados andaluces.

La adornada Chayo conoció a Antonio Tejada por los platós de Canal Sur, cuando colaboraba en el programa de la tía de él, María del Monte. Algunas agencias de colorines vieron enseguida la oportunidad de arañar la cara a la tita, que con diplomacia y naturalidad se ha quitado de encima un marrón que ni le va ni le viene. Hombre, María ha soportado peores temporales y ahí la tienen, espléndida ante el timón.

Rosario, criando a su bebé, tiene ante sí un papelón porque la tal Rocío ha encontrado en la tele una mina. Aún tiene detalladas confesiones venéreas en la buchaca. Si la Chayo entra en el juego no habrá promoción discográfica que le haga remontar en la música. Pero siempre le quedará una tertulia.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios