14 civiles mueren en ataques al sur afgano

  • Los talibanes han concentrado sus acciones en las provincias meridionales de Helmand y Kandahar y han llamado a la población a boicotear las elecciones del próximo día 20.

Al menos 14 civiles, entre ellos mujeres y niños, han muerto a causa de la explosión de dos artefactos colocados por la insurgencia talibán en puntos distintos del conflictivo sur afgano, informaron este jueves fuentes oficiales.

En la provincia meridional de Helmand, 11 civiles, entre los que había mujeres y menores, perdieron la vida cuando una mina estalló al paso del vehículo en el que viajaban ayer en el distrito de Gerishk. Como consecuencia del estallido, otra persona resultó herida, explicó el portavoz del gobernador provincial, Daoud Ahmadi.

Ahmadi responsabilizó del ataque a los "enemigos de Afganistán", término frecuentemente utilizado por las autoridades afganas en referencia a la insurgencia talibán.

Unos 400 marines estadounidenses y 100 soldados afganos iniciaron el pasado miercoles la ofensiva "Firmeza Oriental II" contra los insurgentes en Helmand con el objetivo de garantizar la seguridad antes de los comicios presidenciales del próximo día 20. La operación se circunscribe al distrito de Nau Zad y cuenta con el apoyo de helicópteros y otros aparatos de la aviación militar estadounidense, según el mando militar de EEUU.

En la provincia vecina de Kandahar, tres niños perdieron este miercoles la vida cuando un artefacto explosivo fue detonado por miembros de la insurgencia cerca del lugar en el que jugaban, dijo el agente policial, Shah Faruqui.

Los talibanes, que tiene sus principales bastiones en las provincias meridionales de Helmand y Kandahar, han instado a los ciudadanos a boicotear las elecciones y han incrementado en las últimas semanas los ataques contra las fuerzas internacionales y afganas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios