Seúl y Tokio valoran la moratoria nuclear norcoreana pero piden acciones concretas

  • Corea del Sur y Japón afirman que aún es pronto para retomar las conversaciones multilaterales

Corea del Sur y Japón acogieron ayer con una mezcla de cautela y satisfacción el anuncio de la moratoria nuclear de Corea del Norte, aunque advirtieron que aún es pronto para retomar las conversaciones multilaterales con el régimen comunista.

Ambos países, aliados de EEUU y participantes en el estancado diálogo a seis bandas con Corea del Norte, definieron el acuerdo anunciado el miércoles por Washington y Pyongyang como un paso importante, pero se mostraron prudentes al insistir en que el país comunista debe plasmar su compromiso en "acciones concretas".

Corea del Sur, en guerra técnica con el Norte desde que el conflicto que los enfrentó (1950-1953) concluyera sin un tratado de paz, consideró que se necesita algo más que una "promesa sobre el papel" para volver a la mesa de negociación multilateral. Pero admitió que, en cualquier caso, el acuerdo abre "la primera puerta" a la reanudación del diálogo, según indicó ayer un alto funcionario surcoreano citado por la agencia Yonhap. "Corea del Norte ha aceptado nuestra demanda de pasos previos hacia la desnuclearización. Es una buena señal de que las discusiones avanzaron de forma satisfactoria de un modo relativamente rápido, como queríamos", indicó el oficial.

El pacto alcanzado entre Corea del Norte y EEUU recoge algunas de las condiciones que ponían Seúl, Washington y Tokio para reabrir las conversaciones multilaterales, como la moratoria del programa de uranio y el acceso a inspectores de la Agencia Internacional de la Energía Atómica a las instalaciones norcoreanas. A cambio, EEUU se ha comprometido a ofrecer 240.000 toneladas de ayuda nutricional al aislado país comunista.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios