El aeropuerto del Pintado avanza con el apoyo de cinco empresas

  • Los promotores entregarán en enero a Fomento los informes requeridos tras la admisión a trámite del proyecto · Una consultora internacional certifica que no habrá impacto acústico en barrios cercanos

Sigue abierto el frente de negociaciones para impulsar el aeropuerto turístico de la Sociedad Agrícola del Pintado SL, un proyecto que sigue su curso con la puerta abierta a nuevos accionistas y a las Administraciones públicas. La infraestructura que está perfilando la prestigiosa consultora CH2M Hill se ubicaría en una superficie de 250 hectáreas entre la capital onubense y Gibraleón, ocupando parte de la finca de La Condesa; Los Pajaritos y la que pertenece propiamente a Agrícola del Pintado, donde se encuentra desde hace 30 años el antiguo aeródromo de la Jara. Éste es el único ámbito de la provincia exento de servidumbres en su espacio aéreo. Los promotores del futuro aeropuerto -que supondrá una inversión de 150 millones de euros- cuentan ya con el apoyo de cinco empresas, algunas con cabecera internacional.

En paralelo a la captación de accionistas, prosiguen los trámites para mover ficha en enero y remitir al Ministerio de Fomento los capítulos del plan de viabilidad que han sido requeridos por la Secretaría General de Transportes. Este departamento estatal admitió a trámite el pasado mes de agosto el proyecto que Agrícola del Pintado SL lleva gestando desde 1999 (aunque la aspiración se remonta a tres décadas, a instancias del fallecido José Mafé, fundador del aeródromo). La iniciativa se ha considerado inicialmente "de interés general", una calificación que -de ratificarse con carácter definitivo- otorgaría derechos expropiatorios a los promotores del aeropuerto para adquirir los terrenos afectados.

Si se mantiene el ritmo de las gestiones y no hay escollos, esta situación podría darse a medio plazo. Para no hacer uso, entonces, de ese procedimiento forzoso se ha optado por la vía de la negociación previa, con muchos contactos pendientes [sí se ha apuntado a la predisposición del titular de 'Los Pajaritos' a sumarse al proyecto]. Mientras la consultora contratada ultima los informes requeridos y se redacta, a la vez, el plan director (siguiente trámite); la Sociedad Agrícola del Pintado hace ahora un llamamiento a los propietarios de las fincas implicadas para secundar esta iniciativa y sumar inversiones. El mismo emplazamiento se reitera a la Diputación y a la Cámara de Comercio, dos instituciones que en el anterior mandato crearon conjuntamente un ente instrumental para impulsar el futuro aeropuerto 'Cristóbal Colón'. La Administración provincial, presidida por la socialista Petronila Guerrero, ha adoptado una política de silencio a la espera de resultados oficiales, si bien la iniciativa olontense se ha adelantado en el calendario administrativo a la que encabeza la Diputación. Se suma al contexto la paradoja de que para los presupuestos de 2008 la Cámara provincial no reserva ni un sólo euro a su proyecto de aeropuerto, pese a ser una prioridad marcada por Guerrero desde su investidura.

Al hilo de esta circunstancia - que transcendió la semana pasada-, los promotores de Agrícola del Pintado insisten en su mensaje a la Diputación; en palabras de su portavoz, el arquitecto Alfonso Aramburu: "No queremos guerra, sino apoyo. Nunca -subrayó- pretendimos ganarle un pulso a una entidad de la categoría de la Diputación, pero si nos hemos adelantado y ellos han tirado la toalla, nos ponemos a su disposición para sacar este proyecto adelante y tirar del carro entre todos".

Sigue abierto, pues, el frente institucional; y también el de los vecinos: los promotores de Agrícola del Pintado vuelven a salir al paso de las protestas que vienen secundando unos 500 vecinos del entorno del Pintado y San Lorenzo (donde unas 180 casas que se han construido sin licencia en suelo rústico) en Gibraleón; y la barriada de La Ribera en la capital. Rechazan el aeropuerto por el temido impacto acústico, insistiendo en que el futuro aeropuerto estará sólo a 50 metros de sus viviendas. El caso es que la infraestructura -de prosperar el proyecto- no se construirá donde se encuentra actualmente el aeródromo, sino que la pista definitiva distará 1.500 metros de las viviendas, de modo que el plan de viabilidad elaborado por CH2M Hill verifica que "las áreas pobladas en el entorno del aeropuerto contarán con niveles acústicos por debajo de los máximos permitidos". El mapa de afección acústica que ya se ha remitido al Ministerio de Fomento fija las huellas sonoras más residuales a 500 metros de las viviendas, en las que "el ruido será asumible [unos 50 decibelios], suave, y en niveles similares a los del resto de la ciudad; como ocurre con el aeropuerto de Sevilla", apuntó Aramburu.

Asimismo, los estudios orográficos confirman que el emplazamiento que se ha elegido para el aeropuerto es "compatible con la orografía existente en su entorno, no existiendo obstáculos naturales que impidan su operación de manera segura y eficiente".

En la justificación del proyecto, el informe de viabilidad da cuenta de que "la falta de acceso aéreo en Huelva para los visitantes extranjeros limita el crecimiento turístico de la provincia, afectando principalmente al crecimiento hotelero". En esta línea se añade que los aeropuertos de Sevilla y Faro se encuentran excesivamente alejados del área turística de Huelva, lo que hace que los pasajeros no elijan como destino la costa onubense, dirigiéndose a Málaga, Cádiz o el Algarve".

Al margen del impulso turístico a la provincia, entre los beneficios que se esgrimen para que esta infraestructura se considere de "interés general" se encuentran la dotación de una red intermodal de transporte para Huelva, "conectándola con los principales centros de negocios europeos; y la apertura de nuevos mercados a la producción agrícola y pesquera de la región".

Según los indicadores turísticos y económicos, se estima que este futuro aeropuerto pueda alcanzar un tráfico de 1,5 millones de pasajeros a los diez años de ponerse en funcionamiento.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios