Fomento autoriza la licitación de la estación del AVE para iniciar las obras en 2010

  • El Consejo de Ministros da luz verde a una consignación de 61,2 millones para la construcción de los andenes y vías · Esta actuación incluye un edificio de viajeros provisional que funcionará mientras Santiago Cala trava reajusta su proyecto

Escalada clave en el Ensanche: la primera piedra de la estación de Alta Velocidad de Huelva pone rumbo definitivo a 2010 con presupuesto y autorización del Consejo de Ministros. La infraestructura que se construirá entre el paraje de Las Metas y Marismas del Titán -a 500 metros de la Plaza del Punto- ve luz al final de un túnel de 20 años. Una odisea de burocracia y pugnas políticas, desde que el entonces alcalde socialista Juan Ceada anunciara el adviento de la terminal ferroviaria.

A propuesta del titular de Fomento, José Blanco, el órgano gubernamental dio ayer el visto bueno a la licitación de las obras de la zona operativa de la estación, como ya adelantó Huelva Información en su edición de ayer. El proyecto -que tiene asignado un presupuesto de 61,2 millones de euros- incluye la definición de la playa de vías, la electrificación, las instalaciones de seguridad ferroviarias, los andenes, marquesinas, edificios técnicos y los servicios e instalaciones necesarios para su explotación, entre otros equipamientos. En principio se construirá un edificio provisional para viajeros en la cabecera de los andenes, para no entorpecer el ritmo de la operación, mientras el arquitecto Santiago Calatrava reajusta el diseño definitivo de la estación, partiendo de la maqueta que se presentó hace dos años en la Diputación Provincial. Esta última actuación se desarrollará de forma independiente, en paralelo, en un procedimiento "totalmente distinto desde el punto de vista técnico y presupuestario", según confirmó ayer en rueda de prensa el secretario general del PSOE de Huelva, Mario Jiménez.

El Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif) sacará esta actuación a concurso público antes del 15 de enero -como anunció el PSOE onubense- con una condición sine qua non: las obras se licitarán "en cuanto disponga de los terrenos necesarios para su ejecución," esto es, en virtud de la tesis que viene defendiendo la Ejecutiva provincial socialista, cuando el suelo municipal esté libre de "cargas y ocupantes", ratificándose el polémico convenio de cesión de suelo. Las gestiones para el desbloqueo de este proyecto están tomando un ritmo trepidante en las últimas semanas, con continuas misivas institucionales, declaraciones en prensa y movimientos de ficha a nivel de tramitación, si bien toda la polvareda se reduce a un mensaje de máxima simplicidad en el regate entre socialistas y populares: el gabinete del presidente Zapatero contrae un compromiso con los onubenses agilizando la contratación de las obras y poniendo al alcalde contra las cuerdas para que de forma inmediata aporte una solución "digna" de realojo a la decena de familias que viven en Las Metas -recordó Jiménez-, vecinos que siguen en un contencioso por las valoraciones en el proceso de expropiación.

La ejecución de este proyecto constructivo se enmarca dentro del convenio de colaboración, firmado el 6 de junio de 2005, entre el Ministerio de Fomento, la Junta de Andalucía, el Ayuntamiento de Huelva y Adif, para el desarrollo de las obras derivadas de la transformación de la Red Arterial Ferroviaria de Huelva. El mismo contempla además que Adif construirá la nueva estación ferroviaria de Huelva, apta para dar servicio a las actuales líneas de ancho convencional Sevilla-Huelva y Zafra-Huelva, y para la futura Línea de Alta Velocidad Sevilla-Huelva.

El proyecto define las actuaciones necesarias para la ejecución de la infraestructura ferroviaria de la nueva estación de Huelva, es decir plataforma, la superestructura y las instalaciones necesarias para su correcta explotación.

La nueva estación se ubicará en las proximidades de la Plaza del Punto conectando con la línea actual Sevilla-Huelva y dará servicio a las actuales líneas de ancho ibérico Sevilla- Huelva, Zafra-Huelva, y a la futura Línea de Alta Velocidad Sevilla-Huelva.

Al margen de la construcción del edificio de viajeros provisional, la actuación incluye un edificio técnico que se destinará también a usos administrativos; un aparcamiento público de superficie con 310 plazas para automóviles, 25 para bicicletas y otras tantas para motocicletas.

Del mismo modo, se contempla la urbanización del Parque Lineal localizado al Norte de la Nueva estación, en la zona reservada como verde dentro del Plan Especial de Infraestructura Ferroviaria; la demolición y sustitución del actual viaducto de la Avenida del tráfico Pesado y del de la Avenida de Cádiz. Asimismo, se procederá al tratamiento geotécnico del terreno de cimiento de la plataforma ferroviaria, movimiento de tierras y ejecución de la mencionada plataforma ferroviaria; la construcción de tres andenes de longitud 420 metros, cubiertos mediante una marquesina metálica; las actuaciones en la vía, como la construcción de una nueva playa de vías en fondo de saco; actuaciones de electrificación, señalización y seguridad, entre otras. Fomento indicó que los trabajos se realizarán con la "mínima interferencia a la explotación ferroviaria de la línea Sevilla-Huelva.

El ministerio de Blanco pretende que esta operación suponga una "mejora sustancial" en el servicio ferroviario a la ciudad, mediante un "aumento significativo" de la oferta de transporte y la mejora de la interconexión con otros medios, gracias a la construcción del nuevo aparcamiento para vehículos, autobuses y taxis. Se prevé también un incremento de la capacidad y la regularidad de la infraestructura para dar servicio a los trenes actuales y a los nuevos trenes; un aumento de la seguridad, debido a la adaptación de tecnologías punta en los sistemas de instalaciones de seguridad y comunicaciones y, además, la mejora de la integración del ferrocarril en la ciudad, con la recuperación de una zona degradada para uso ferroviario y de ocio.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios