Costas pide a Fertiberia que recorte hasta 2012 su plan de cierre

  • La Dirección General de Costas ha rechazado el plan de cierre presentado por la empres al considerar "excesivo" el plazo de 10 años que ésta solicita para su cierre

Comentarios 14

La Dirección General de Costas ha rechazado el plan de cierre presentado por Fertiberia en el que establecía para el cese de la actividad de su planta de la Avenida Francisco Montenegro un plazo de diez años, que Costas considera "excesivo" y plantea a la factoría, por tanto, que lo acorte hasta 2010, según informaron fuentes de la Subdelegación del Gobierno en Huelva.

Fertiberia realizó esta propuesta a la Dirección General de Costas después de la sentencia de la Audiencia Nacional que consideró "caducada" la licencia con que contaba la empresa para el depósito de fosfoyesos en las marismas de Mendaña de Huelva, imprescindible para la actividad de la industria química, que ésta decidió recurrir ante el Tribunal Supremo.

De forma paralela a la sentencia, la empresa, a petición de Costas, diseñó un plan de cierre que tendría su horizonte el 31 de diciembre de 2016, plazo en el que Fertiberia procedería a la devolución paulatina de los terrenos afectados por el depósito de las balsas de fosfoyesos y a la revegetación de los mismos antes de devolverlos.

No obstante, según adelantó hoy la Radio Huelva Cadena Ser, Costas, tras estudiar este plan de cierre, lo ha rechazado alegando que el plazo para el cese de actividad y la recuperación de la zona de fosfoyesos es "excesivo" y no debe ir más allá de 2011.

Fertiberia recibió el pasado 11 de octubre un requerimiento de la Dirección General de Costas para que, en función de la sentencia de la Audiencia Nacional, la empresa elaborase un plan de cierre de la planta, que la dirección estimó que debe hacerse de forma paulatina en un plazo aproximado de diez años. 

Ibáñez recordó que el depósito de fosfoyesos, considerado caducado por la Audiencia Nacional inicialmente, aunque la empresa recurrió esta decisión ante el Supremo, es "necesario para que la planta, que cuenta con una plantilla de unos 300 trabajadores, pueda seguir funcionando", aunque confió en que Costas "acceda a conceder este plazo para planificar el cierre".

Con todo, indicó que en la respuesta a la orden ministerial de Costas, enviada el pasado 31 de octubre, la empresa recuerda que la sentencia de la Audiencia Nacional "no es definitiva, de forma que una ejecución de la misma ahora, podría tener unas consecuencias irreparables en el caso de que el signo de esta resolución fuera el contrario tras ser analizado por el Supremo".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios