La Fiscalía investigará la actuación policial en las protestas en Valencia

  • El ministro del Interior explicará en el Congreso la semana próxima las cargas contra los estudiantes que se manifestaban por los recortes educativos

La Fiscalía Provincial abrió ayer diligencias de investigación penal por la actuación de la Policía Nacional durante las protestas estudiantiles que se desarrollaron recientemente en Valencia, saldadas con una veintena de detenidos.

Las diligencias se han incoado a raíz de las denuncias interpuestas por Esquerra Unida -rama de Izquierda Unida en Valencia- y el colectivo Cercle Obert ante el Fiscal del Menor, al entender que los hechos eran "gravísimos" y que podían ser constitutivos de delitos de lesiones y detenciones ilegales". Ante la existencia de actuaciones "en uno o varios juzgados de instrucción" relacionadas con estas protestas, la Fiscalía procedió a remitir lo actuado "al juzgado competente".

La portavoz de Esquerra Unida en el Parlamento Valenciano, Marga Sanz, celebró la noticia porque aseguró que confía en que "se llegue hasta el final, que se depuren todas las responsabilidades y que la delegada del Gobierno -Paula Sánchez de León- y el jefe Superior de la Policía en Valencia -Antonio Moreno- no pasen ni un minuto más sin dimitir".

Por otro lado, el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, comparecerá el próximo día 15 para rendir cuenta sobre las cargas policiales ocurridas a raíz de las protestas de los estudiantes del Instituto Lluís Vives contra los recortes en Educación.

Fueron el PSOE, IU y ERC los que pidieron la comparecencia al ministro, algo a lo que el catalán finalmente se avino. En rueda de prensa, el portavoz del Grupo Popular en el Congreso, Alfonso Alonso, se refirió ayer a la reunión que Fernández Díaz y la vicepresidenta del Ejecutivo, Soraya Sáenz de Santamaría, mantuvieron con delegados del Gobierno de toda España el pasado lunes para darles instrucciones sobre cómo actuar ante futuras movilizaciones por los recortes.

De esta forma, aseguró que la intención del Ejecutivo es "garantizar la seguridad" de todos los ciudadanos, con independencia de que ejerzan o no el derecho de manifestación. Asimismo, recalcó que en algunas movilizaciones se infiltraron personas que nada tenían que ver con la convocatoria con el objetivo de provocar incidentes violentos. "Esto puede seguir ocurriendo y hay que actuar con diligencia", aseguró.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios