29-m

CCOO y UGT denuncian que el PP les dificulta en Andalucía realizar acciones en favor de la huelga

  • Defienden la necesidad de "parar la actividad productiva" el 29 de marzo y confían en que el paro tendrá un seguimiento mayoritario.

Comentarios 35

Los secretarios generales de UGT y CCOO en Andalucía, Manuel Pastrana y Francisco Carbonero, han alertado este sábado de los "impedimentos"que, según los sindicatos, están encontrando por parte de las instituciones gobernadas por el Partido Popular para realizar acciones en favor de la huelga general convocada para el próximo 29 de marzo. Así lo han expresado ambos líderes sindicales este sábado después de presentar formalmente la convocatoria de la huelga en la Delegación del Gobierno en Sevilla. 

Pastrana ha criticado estos "impedimentos" por parte de instituciones regidas por el PP que, según ha apuntado, "tienen por objeto bloquear y dificultar las movilizaciones y acciones a favor de la huelga que están desarrollando los sindicatos en Andalucía". Ha reprochado el "episodio lamentable" que ha tenido lugar este sábado en el registro de la huelga general cuando, según el líder sindical, primero se ha "intentado impedir el paso" a la sede de la Delegación del Gobierno a los dirigentes de UGT y CCOO, "luego impedir el paso a los medios de comunicación" y, posteriormente, "plantarnos que no estaban seguros de si allí había que registrar la huelga". "Lo más grave es que no ha aparecido nadie en la Delegación con competencias suficientes como para que el funcionario responsable del registro pudiese, tranquilamente y sin miedo, registrar la convocatoria", ha señalado Pastrana, indicando que finalmente se ha producido el registro "por la buena voluntad de este empleado público".

En la misma línea se ha pronunciado Francisco Carbonero al afirmar que el partido liderado por Mariano Rajoy está "poniendo algunas pegas para desarrollar determinados actos" relacionados con la huelga. Así, además de referirse a las "dificultades" encontradas por los medios de comunicación para grabar la convocatoria de la huelga este sábado, ha lamentado que el  viernes se les denegase celebrar una asamblea en la Casa Colón de Huelva -regida por Pedro Rodríguez (PP)- a pesar de que la petición fue realizada "con tiempo" y no había "ningún acto" previsto en esta ubicación. El líder de CCOO-A ha pedido al PP que "no se encierre en buscar coartadas para limitar el derecho huelga", que según ha recordado es "un derecho legítimo con absoluta cobertura de legalidad".

"O pierden el salario un día o la mitad toda la vida"

El dirigente de Comisiones ha defendido que "hay razones importantísimas para parar la actividad productiva el próximo 29 de marzo en el país", una movilización que los sindicatos confían que tendrá un "seguimiento mayoritario". "Los trabajadores saben qué significa la reforma laboral y todas las políticas que aplica el PP donde gobierna, donde no solo se recortan derechos laborales, sino también políticas sociales, dependencia o escuela pública", ha aseverado.

Carbonero ha manifestado que "o se arriesgan los trabajadores a hacer la huelga y a perder un día de empleo o lo que se va a perder en muchos casos va a ser la mitad del salario toda la vida". Así, ha calificado la reforma como "un atraco a bolsillo y a los derechos laborales tremendamente perverso, perjudicial, que no va a beneficiar ni a trabajadores ni a los parados".

El Gobierno niega intereses partidistas ante los problemas para registrar la huelga

La Delegación del Gobierno en Andalucía ha negado que los problemas esgrimidos por UGT y CCOO para registrar la petición de huelga se deban a intereses partidistas, como han denunciado los sindicatos. En un comunicado, la Delegación lamenta que los sindicatos cuestionen la integridad y la profesionalidad del funcionario que estaba a cargo del Registro General de la Delegación y "lo vinculen indirectamente con supuestos intereses partidistas que nada tienen que ver con el ejercicio honesto de la función encomendada a un empleado público".

La Delegación del Gobierno asegura que en ningún momento se ha impedido el paso de los interesados a las oficinas del Registro y que los documentos que han presentados, dirigidos a diversas instancias de la Delegación del Gobierno y de la Junta de Andalucía, han sido registrados correctamente en tiempo y forma. El funcionario de turno, añade la Delegación, ha actuado correctamente al pedir autorización para permitir el acceso de los medios de comunicación a un edificio público, autorización que le ha sido concedida de inmediato. Por ello, la Delegación considera "desmedida" la reacción de los sindicatos, que achaca a un posible malentendido por su parte, y precisa que el funcionario "está en su perfecto derecho a no dejarse fotografiar ni grabar el rostro por las cámaras de televisión en defensa de su intimidad".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios