fútbol liga eba

Una alegría y una decepción

  • El San Juan continúa vivo al ganar al Coín y el Huelva cae en Marbella

Nacho Romero (Huelva) defiende a Samu Ceada (San Juan) en un partido. Nacho Romero (Huelva) defiende a Samu Ceada (San Juan) en un partido.

Nacho Romero (Huelva) defiende a Samu Ceada (San Juan) en un partido. / a. domínguez

Cara y cruz para los representantes onubenses en la sexta jornada (primera de la segunda vuelta) de la segunda fase de la Liga EBA. En la lucha por el ascenso el Huelva cayó en Marbella por 80-71, mientras el Telwi San Juan ganó en casa al Coín por 83-61.

El Huelva (Enrique Benítez) tenía una ocasión de oro de dar un golpe sobre la mesa y dejar muy tocado a un rival directo, pero no pudo vencer al Marbella; al menos tiene ganado el average tras el 89-77 de la primera vuelta.

El conjunto de Rodríguez Walls se queda ahora con un balance de 6 victorias y 7 derrotas, aunque tiene un partido aplazado que jugará este viernes día 13 en el Andrés Estrada ante el Melilla. Lo bueno es que la mayoría de los resultados de la jornada le favorecieron y se encuentra a sólo dos triunfos de la segunda plaza que ocupa precisamente Marbella con 8 partidos ganados y 6 perdidos, el mismo balance que Medacbasket y Algeciras.

El encuentro resultó muy igualado y el Marbella logró una pequeña renta en el segundo cuarto (43-33 al descanso) de la que supo sacar el máximo partido.

Los onubenses estuvieron bien en los tiros de dos (64%), pero fallaron en los triples (4/20, con un pobre 20%) y tuvieron un mal balance entre balones recuperados (2) y perdidos (13).

Mejor suerte corrió el San Juan, que tenía que ganar y no falló. El conjunto que entrena Celes Vizcaíno continúa como colista con 4 encuentros ganados y 10 perdidos, pero tiene la salvación a sólo dos victorias. La motivación continúa intacta para lograr el objetivo de la permanencia.

El Telwi por fin pudo jugar en casa y no le faló a su público. Tenía en frente a un duro rival como el líder Coín, pero jugó un gran partido, sobre todo en defensa, y tras ganar sigue dependiendo de si mismo para evitar el descenso.

Al descanso los sanjuaneros ya habían hecho la mayor parte del trabajo y dominaban por 50-36 y luego, aunque perdieron efectividad en ataque, supieron ponerse el mono de faena, apretar atrás y no dejar escapar un triunfo vital.

En esta ocasión, al contrario que otros días, el equipo brilló en los lanzamientos de dos (63% de acierto) ante la poca efectividad en los triples (6/18, un 33%). Pero la clave del choque estuvo en el aplastante dominio del rebote del San Juan, con 43 (10 de David Moreno y Samuel Ceada), por sólo 19 de los malagueños. Destacar el 6/6 en tiros de dos de Juanma Campos, además de 9 rebotes, y 7/8 de dos de Samu Ceada.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios