Un tercio de las empleadas temen que la maternidad frene su carrera

  • Un estudio editado por la Junta constata una discriminación en el progreso salarial de quienes deciden ser madres · La falta de recursos públicos, principal razón para no incorporarse al mercado de trabajo

Conclusión: la maternidad es injustificadamente costosa sólo para las mujeres. Así lo asegura una investigación publicada por el Centro de Estudios Andaluces que analiza cuánto cuesta, a hombres y mujeres, conciliar la vida laboral con la familiar y personal. En lo económico y en lo psicológico.

Y trás más de 50 páginas de cruces de estadísticas y técnicas econométricas, el profesor del Departamento de Economía Aplicada de la Universidad de Málaga Óscar Marcenaro confirma en tesis académica la hipótesis: "persisten determinados roles sociales y mecanismos discriminatorios del mercado que fomentan una asimetría de género en la distribución de tareas del hogar". Es decir, siguen siendo las mujeres las que asumen las mayores responsabilidades sobre el cuidado de los hijos y de los mayores dependientes.

Esta ausencia de corresponsabilidad en el reparto de tareas en el hogar dificulta el acceso al mercado laboral de las mujeres. Según el estudio, la provisión de servicios por parte del Estado no parece que dé frutos para impedirlo.

"Una alta proporción de las mujeres andaluzas afirma que la principal razón para no incorporarse a un trabajo remunerado es la falta -o alto precio- de los servicios de atención a los hijos", subraya el informe, que suma las dificultades para tomar excedencias que permitan afrontar las necesidades de cuidados de los menores, en opinión de los encuestados.

¿Y qué pasa con las que ya trabajan? El análisis confirma el temor de un tercio de las empleadas andaluzas a que la maternidad les suponga un obstáculo en su trayectoria profesional dentro de la empresa para la que trabaja, especialmente durante la etapa fértil de la misma.

Los resultados extraídos de la investigación reconocen que los miedos están fundados. El análisis constata la existencia de una discriminación en cuanto al progreso salarial de las mujeres que entran en la maternidad con respecto a quienes no lo hacen.

El informe consideró "llamativo" que en "el sector público, donde aparentemente el principio de igualdad está más regulado, el porcentaje de mujeres que temen ver limitada su carrera profesional por motivos de maternidad es muy similar al del sector privado".

Las posibilidades de disfrutar de una vida familiar y personal plenas se reducen significativamente si se combina con la realización profesional, pero el desempleo tampoco es una opción para una madre que debe asumir los "elevados" costes de los servicios públicos, continúa el estudio.

Consecuencias: las dificultades de conciliación se traducen en menores niveles de satisfacción con el cuidado de los hijos y con la vida personal y laboral, a lo que se suma un aumento del nivel de estrés con sus potenciales secuelas negativas.

Pero, ¿qué se puede hacer para cambiar esta situación?, se pregunta el autor del documento. Los resultados del informe muestran que, a medida que aumenta el nivel educativo, el tiempo dedicado por hombres y mujeres a los cuidados básicos y secundarios hacia sus hijos se eleva de forma considerable, por lo que aconseja una formación en valores de igualdad como modo de contribuir a un reparto más equilibrado entre géneros de las responsabilidades familiares.

Desde la perspectiva de las políticas laborales, el estudio aborda algunas medidas que "parecen mostrarse como positivas para facilitar las posibilidades de conciliación". Entre ellas, destaca el aumento de la jornada continua, la no extensión de la jornada laboral más allá de lo establecido en el contrato y el ajuste a los horarios, como medidas "para facilitar la coordinación y conciliación de ambos miembros de la pareja en las tareas comunes".

A éstas medidas suma las ayudas destinadas a la asistencia de mayores, introducidas en la Ley de Dependencia, que favorecerán también la corresponsabilidad, según el análisis.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios