Recreativo

Sin tiempo que perder en el banquillo del Recre

  • El plazo fijado por el club para tomar una decisión sobre el futuro de Claudio Barragán expira

Sin tiempo que perder en el banquillo del Recre Sin tiempo que perder en el banquillo del Recre

Sin tiempo que perder en el banquillo del Recre / Josué Correa (Huelva)

El plazo marcado por el Recreativo para tomar una decisión expira. No hay margen. El futuro de Claudio Barragán debe quedar resuelto en el sentido que sea. Desde el mismo domingo las conversaciones se suceden y los movimientos de despacho. La opinión en el seno albiazul es mayoritaria. El tiempo del preparador en el Decano ha terminado y alargar la agonía actual solo implicaría retrasar lo inevitable y dañar más si cabe deportivamente al equipo.

La plantilla debe regresar en una semana de vacaciones. La entidad asume que la situación actual no puede perpetuarse de forma prolongada. No tiene ningún sentido ni por el interés del propio club, que debe ponerse manos a la obra para actiar el plan alternativo como por el propio Claudio Barragán, que se marchó de vacaciones a su domicilio sin noticias del Recre pero consciente de su posición así como de la más que probable destitución.

La prioridad está clara. El consejo de administración quiere que el relevo de Claudio Barragán sea un técnico externo, lo que resta posibilidades a las soluciones internas. Zamora lo sabe y tiene el encargo de estudiar todas las alternativas posibles. Una vez se ejecute la decisión definitiva no hay margen para perder más tiempo. Si se cierra la destitución, el designado para dirigir al Recre en los próximos diez partidos de competición regular al menos debe incorporarse al equipo en apenas 72 horas, con una Nochebuena y Navidad entre medias. No hay tiempo que perder. Con Claudio hay que negociar su finiquito, resolver el contrato y sobre la marcha entablar las negociaciones oportunas con quien lo releve.

Opciones en el mercado que ofrezcan experiencia, garantías y entre en los parámetros económicos albiazules no sobran. No obstante, el club confía en que el cartel que ofrece el Nuevo Colombino así como la posibilidad de seguir al frente del equipo en base a objetivos deportivos futuro le permita a un perfil de entrenador con un caché que económicamente no podrían asumir en la situación actual. Las diez jornadas restantes dejan sin margen de error al Recre. En caso de no prosperar esta vía se activarían las opciones que hay con los entrenadores de la casa. Quien sea debe dirigir ya el primer entrenamiento de la plantilla tras las vacaciones navideñas y aprovechar al máximo el parón. Cada día que pasa es un día perdido y una jornada que alimenta el deterioro deportivo de la entidad recreativista.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios