matalascañas

Las obras del paseo marítimo dañado por el temporal tienen un coste de 1,8 millones

  • Costas dará a conocer el próximo mes el anteproyecto para la regeneración integral de la playa

Una máquina excavadora y operarios trabajan en las obras del paseo marítimo de Matalascañas. Una máquina excavadora y operarios trabajan en las obras del paseo marítimo de Matalascañas.

Una máquina excavadora y operarios trabajan en las obras del paseo marítimo de Matalascañas. / a. uceda

Las obras de emergencia puestas en marcha tras el temporal de la pasada primavera en Matalascañas siguen su curso, una vez que ha pasado la temporada. Hasta el paseo marítimo se desplazaron en la mañana de ayer la alcaldesa de Almonte, Rocío Espinosa, y el concejal de Playa, Miguel Espina, para supervisar el estado de unas obras que han mantenido en vilo a empresarios, turistas y vecinos de esta parte del litoral onubense. Las actuaciones llevadas a cabo y las que están por concluir, entre reposición de arena, sustitución de una pasarela de madera y arreglos del paseo, han supuesto un desembolso de 1.800.000 euros.

La ejecución de estas actuaciones son competencia de Costas, entidad que tomó en cuenta las peticiones del Ayuntamiento de Almonte para paralizar durante el verano unas obras que, aunque muy necesarias, habían comenzado muy tarde y entorpecían el transcurrir de vecinos y turistas en plena época estival. Todo ello para evitar "un perjuicio mayor, no ya en lo económico, que también, sino por una cuestión de seguridad", según informó Espinosa.

Actualmente, se están reconstruyendo las partes del paseo marítimo que sufrían daños tanto en su superficie como por debajo, según los datos que arrojó un estudio de georradar que encargó el Consistorio almonteño después del temporal. En base a ese estudio, los técnicos de Costas proyectaron cuatro actuaciones en el paseo, que empezaron antes y durante el verano y que han continuado después del mismo. La obra de estos tramos, que se encuentran en un estado avanzado, consisten en levantar el suelo y rellenar el material adecuado los huecos existentes, así como de reponer, por parte del Ayuntamiento que es el competente, las tuberías y demás material de saneamiento que estuvieran en mal estado. Tras este trabajo, vuelven a sellar el suelo del paseo y a fijar con escolleras el terreno de la playa colindante al paseo.

La regidora almonteña recordó que tuvieron una reunión con el subdirector general de Costas el pasado 24 de septiembre a la que acudieron, además de la representación municipal, varios colectivos de Matalascañas. En la cita se habló tanto de las actuaciones de emergencia debidas al temporal, como de las de carácter integral que, según apuntó Espinosa, "la playa necesita". Sobre este tema, la alcaldesa señaló las líneas de trabajo futuras "de común acuerdo entre el Ayuntamiento y la Dirección General de Costas", algo fundamental entre las administraciones, como comentó Espinosa.

La alcaldesa incidió en que la preocupación de su equipo de gobierno es "el futuro de Matalascañas", para lo que se hace necesaria una actuación que sea "definitiva y duradera" y ataje el problema que tiene el núcleo turístico con la pérdida de arena y la regresión del frente litoral, explicó la regidora. Sobre todo ello, Espinosa aclaró que el Ministerio de Transición Ecológica tiene un estudio técnico realizado por catedráticos y expertos en la materia, por lo que "esas previsiones deben ser atendidas".

La regidora almonteña adelantó que, tras la reunión con Costas en septiembre, emplazaron al Ayuntamiento al mes de noviembre, cuando dará a conocer un anteproyecto respecto de las actuaciones a acometer en la playa. Espinosa también recordó que esta parte del litoral onubense es el más vulnerable de la provincia, y "por lo tanto el más prioritario a la hora de actuar".

Antes del parón estacional, se retiró el muro de tablestaca de la zona de Caño Guerrero y se llevó a cabo el aporte de arena, que Espinosa apuntó no es "el que Matalascañas necesita". De hecho, la regidora informó que en la reunión con Costas se planteó la necesidad de seguir aportando arena, "aunque consideramos que la calidad de la arena es fundamental", ya que cualquiera no es válida, según Espinosa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios