Provincia

El campo onubense acoge con satisfacción las lluvias de las últimas horas

  • Los agricultores valoran especialmente la ausencia de viento y el incremento que estas precipitaciones están suponiendo para las reservas hídricas en los embalses de la provincia

Trabajadoras replantan fresas bajo macrotúneles en una finca de Cartaya en pleno temporal de agua Trabajadoras replantan fresas bajo macrotúneles en una finca de Cartaya en pleno temporal de agua

Trabajadoras replantan fresas bajo macrotúneles en una finca de Cartaya en pleno temporal de agua / Jordi Landero (Cartaya)

El campo onubense ha acogido con satisfacción las precipitaciones de las últimas horas en toda la provincia, especialmente las caídas a lo largo de la jornada de ayer miércoles, cuando la Agencia Estatal de Meteorología -Aemet- elevó a primera hora de la mañana a naranja el aviso por lluvias en la zona del litoral, manteniendo el amarillo en el resto de comarcas de la provincia -Andévalo, Condado y sierra-.

Las mayores precipitaciones se registraron en Ayamonte, donde según los datos de la Aemet se llegaron a acumular 24,9 mm en una hora, seguida de Valverde del Camino (15 mm), Cartaya (12,2 mm), Alosno (11,8 mm), El Granado (11,4 mm) y la capital provincial (11 mm). Hay que destacar que la Agencia Estatal de Meteorología había pronosticado precipitaciones acumuladas de hasta 30 mm en una hora.

Los agricultores y representantes del campo onubense consultados por Huelva Información coincidieron ayer por tanto en subrayar que las lluvias de las últimas horas, que no han venido acompañadas de vientos como ha sido el caso de los dos últimos temporales que han azotado la provincia onubense, vienen muy bien especialmente por el aumento de las reservas hídricas que suponen para los tan necesitados pantanos y embalses onubenses.

Varios trabajadores trabajan en pleno aguacero bajo los macrotúneles de una plantación de fresas en Cartaya Varios trabajadores trabajan en pleno aguacero bajo los macrotúneles de una plantación de fresas en Cartaya

Varios trabajadores trabajan en pleno aguacero bajo los macrotúneles de una plantación de fresas en Cartaya / Jordi Landero (Cartaya)

El presidente de la Cooperativa Agrícola Nuestra Señora de la Bella de Lepe -Cobella-, Francisco Javier Contreras, indicó que la lluvia "es imprescindible y siempre le viene bien al campo", y en este caso "mucho más porque no ha habido viento". En parecidos términos se manifestó su homólogo de la Cooperativa Hortofrutícola de Cartaya -Cartayfres-, Ernesto Javier Gómez, para quien estas precipitaciones están siendo "magníficas llenar los pantanos".

Pero como nunca llueve a gusto de todos, también las lluvias de las últimas horas han tenido también  "algunos efectos adversos", como coincidieron ambos en señalar, especialmente por la aparición del hongo de la botritis por la elevada humedad relativa en la fruta que actualmente se está recolectando y que por tanto está en su punto óptimo de madurez, como es el caso de algunas variedades de cítricos -sobre todo la clementina-, el caqui o la frambuesa.

Otro contratiempo se produce en los frutos de arboleda que están actualmente en plena recolección, como es el caso de los cítricos y el caqui, dado que con lluvia las cuadrillas de recolectores no pueden trabajar en el campo. En este sentido, según apuntó el presidente de la cooperativa lepera, "contamos con reserva de dichos frutos para varios días en nuestras cámaras, lo que nos permite seguir abasteciendo los mercados y cumpliendo los compromisos comerciales que tenemos con nuestros clientes".

Al margen de las incomodidades del agua, la lluvia es acogida con satisfacción por el campo onubense Al margen de las incomodidades del agua, la lluvia es acogida con satisfacción por el campo onubense

Al margen de las incomodidades del agua, la lluvia es acogida con satisfacción por el campo onubense / Jordi Landero (Cartaya)

No sucede lo mismo con los frutos rojos, ya que en estas fincas las labores agrícolas se desarrollan bajo macrotúneles de plástico, que permiten a los trabajadores proseguir las distintas faenas a resguardo del agua.

A pesar de todo ello, y de "las incomodidades que supone trabajar con lluvia, especialmente por el barro", las precipitaciones de las últimas horas "compensan enormemente a la agricultura, sobre todo por el llenado de los acuíferos y los pantanos", como apuntó a esta redacción el agricultor cartayero Antonio Luis Martín González, y porque además "viene bien hasta para limpiar la atmósfera, lo cual también agradece la planta", según concluyó el presidente de Cartayfres.

En este sentido hay que destacar que los embalses de toda la geografía nacional que se han visto más beneficiados por las lluvias de las últimas borrascas han sido los de la demarcación hidrográfica del Tinto, Odiel y Piedras -todos en la provincia onubense- que han registrado durante el último mes una subida media en sus reservas hídricas de casi el 12 por ciento.

Para hoy jueves, según la Aemet, han quedado desactivados los avisos amarillo y naranja de ayer en la provincia onubense, donde se esperan cielos cubiertos, con chubascos y tormentas que pueden ser localmente fuertes y persistentes, más intensos en el litoral. Temperaturas mínimas permanecerán sin cambios, las máximas en descenso, y los vientos soplarán del este o sureste.

Plantaciones de frutos rojos en pleno aguacero ayer en una finca de la Costa Occidental de Huelva Plantaciones de frutos rojos en pleno aguacero ayer en una finca de la Costa Occidental de Huelva

Plantaciones de frutos rojos en pleno aguacero ayer en una finca de la Costa Occidental de Huelva / Jordi Landero (Cartaya)

Por su parte, el Consorcio Provincial de Bomberos de Huelva informó ayer sobre varias intervenciones a causa de la lluvia caída sobre en la primera mitad del día, cuando una dotación del parque de Ayamonte intervino sobre las diez de la mañana en la evacuación de agua en una marmolería de dicha localidad costera, mientras que a las 11:11 horas fue necesario que efectivos del parque de Punta Umbría procediera a limpiar una alcantarilla para evitar que siguiera entrando agua en la sala de calderas del IES Juan Antonio Pérez Mercader de Corrales (Aljaraque). También fue requerida la presencia de los bomberos en Valverde del Camino, aunque finalmente no fue necesaria su intervención.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios