Provincia

La Guardia Civil rescata una mujer de un incendio en una finca en Gibraleón

  • La afectada se encontraba en la vivienda de una finca de la localidad cuyo entorno estaba en llamas

Un agente de la Guardia Civil refresca la zona del incendio. Un agente de la Guardia Civil refresca la zona del incendio.

Un agente de la Guardia Civil refresca la zona del incendio. / Huelva Información (Huelva)

La Guardia Civil ha rescatado a una mujer que se encontraba en la vivienda de una finca de la localidad de Gibraleón (Huelva) cuyos alrededores estaban ardiendo.

Los hechos se produjeron el 13 de mayo, cuando en la Central de la Guardia Civil 062 se tuvo conocimiento de un incendio en una finca de Gibraleón situada junto a un depósito de Bombonas de butano.

Según ha informado en un comunicado, rápidamente desde la Central se envió a una patrulla a la zona que solicitó el apoyo urgente de bomberos por la proximidad de las llamas a viviendas habitadas colindantes, dándose aviso a sus moradores para advertirles del peligro y desalojarlos.

Además, las llamas cada vez más crecientes se acercaban a una vivienda que parecía habitada, por lo que los componentes de la patrulla se trasladaron urgentemente a sus inmediaciones y encontraron a una mujer de avanzada edad que no podía abandonar la casa por su propio pie.

La mujer fue evacuada en el vehículo oficial por un camino que, aunque estaba cercado por las llamas y el intenso humo por ambos flancos, era la única vía de escape en ese momento, poniéndola a salvo en una casa que se encontraba alejada del fuego.

En ese momento y hasta la llegada de los bomberos, los agentes con apoyo de los vecinos intentaron sofocar las llamas con una manguera, y realizando cortafuegos con algunos vehículos agrícolas, para evitar que las llamas alcanzaran la vivienda y un cuadro eléctrico situado en una caseta colindante, así como un depósito de bombonas que se encuentra cercano.

También hubo que introducir a los animales que se encontraban en la finca en un granero para evitar que en su huida fueran dañados por el fuego.

Una vez allí, los bomberos consiguieron extinguir el incendio sin lamentar daños personales y como único daño material una nave de aperos calcinada, así como seis hectáreas de cereales.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios