Oferta de empleo Mercadona busca candidatos para 28 puestos de trabajo en la provincia de Huelva

El despliegue de Canal Surs con motivo de la Madrugá, un año más, ha sido espléndido y muestra el músculo en realización y el pundonor de todo su equipo. Una implicación generosa que en la radio también es manifiesta desde la creación de la autonómica con la narración de la Semana Santa en las principales ciudades.

En televisión la Madrugá es la principal noche, un hábito de tradición para miles de espectadores. El regreso al directo a los cortejos de la calle agregaba sentimiento a los que trabajaban y a los que lo veían. Al fin, un año más. Entre los comentaristas, Guillermo Sánchez, erudición sin petulancia para desgranar la celebración sevillana, la que con más interés se sigue en toda Andalucía al margen del interés local de cada espectador. Entre otras voces de esta prolongada mañana, la de Sergio Morante, y que fueron adornando lo que es ya de por sí un cúmulo de emociones.

El esfuerzo hay que reconocerlo al resto de días, con los especiales conducidos por Enrique Romero. Pero se echó en falta una noche tan clave como la del Viernes Santo. No era indispensable una ración de Bertín Osborne cuando están por las calles algunas de las hermandades históricas de las ciudades más cofrades. Era una noche más de servicio público.

Y en este año de regresos no se ha tenido en cuenta el apoyo de Andalucía TV y Canal Sur 2 para las carreras oficiales de Sevilla y Málaga. Ese despliegue con las señales institucionales de ambos acontecimientos era de interés para decenas de miles de espectadores cofradieros de todo el mapa. Muchos se quedaron sin esos cortejos.

La cadena autonómica remitía a seguirlos por su plataforma gratutita, CanalSurMás, pero admitamos que una mayoría de la audiencia de nuestros mayores, que (recordemos) sufren la brecha tecnológica, ni están avezados en las plataformas y en muchos hogares ni siquiera se tienen conexión a internet. En lugar de redifusiones Andalucía TV debió tener la ventana cofrade de par en par. Otro año, con otra dirección, ya se verá.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios