Análisis

francisco andrés gallardo

Bronca ¿no?

El director de contenidos de Movistar +, Álex Martínez Roig, tiene más de un problema. Además de insuflar aire a programas que tienen una dudosa acogida entre los clientes de su plataforma de pago, con visionados invisibles, sus espacios de humor han entrado en una deriva de provocación y ruido, para generar movimiento en las redes, que comienzan a dar signos de chocarse la cabeza. La obcecación de Andreu Buenafuente con Albert Rivera y las drogas comienza a atisbarse como una excesiva tirria personal del productor.

Su programa cantera, que comienza a superar al late-show del sénior de El Terrat, La resistencia de David Broncano, se divierte rizando clichés. Como los de Mongolia y otras hierbas cuentan con una legión de defensores que enseguida neutralizan a los detractores de "ofendiditos": nuevo sinónimo para empaquetar como "facha" cualquier observación, da igual si es constructiva o sana réplica. Ellos son custodios únicos de la risa.

El monologuista Iggy Rubín sabía perfectamente que la iba a liar con sus lacios chistes sobre Ortega Lara. El chiste en sí era aludir a la víctima de ETA y atacarle por ser candidato de Vox. La acción es rentable: además de dar publicidad al programa en caso de ser reprendidos, como así ha sido, se puede exhibir como ataque a la democracia, la libertad de expresión, los infinitos límites del humor y otras dignidades. A Faemino y Cansado o a Les Luthiers, por ejemplo, cómicos inteligentes, no les recordamos provocaciones gruesas contra nadie.

Lo mejor que ha podido hacer Movistar + es eliminar el vídeo de evidente mal gusto de Iggy Rubín aunque ahora parezca que el programa Broncano ha perdido la virginidad de su impunidad. En El intermedio, que ya tuvieron que lidiar con lo de la bandera, tienen una máxima de quien fue su director durante años, el roteño Miguel Romero: "te puedes reír de todos, menos de los débiles". Y las víctimas de ETA, precisamente por haber sido víctimas de ETA, son ejemplo de quienes hay que respetar por encima del humor.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios