Cultura

Volando con un suicida

Cines Artesiete Holea.- Producción: España, 2013.- T.O.: 'Kamikaze'.- Duración: 92 minutos.- Dirección: Álex Pina.- Guión: Álex Pina y Daniel Écija.- Fotografía: Miguel Ángel Amoedo.- Música: Manuel Santisteban.- Montaje: Antonio de Frutos.- Intérpretes: Álex García, Verónica Echegui, Carmen Machi, Leticia Dolera, Héctor Alterio, Eduardo Blanco, Ivan Massagué

Ésta es una de las películas estrenadas en el recién clausurado Festival de Cine Español de Málaga, que ha supuesto el debut en el largometraje de Álex Pina. A los habituales de las series televisivas españolas les sonará familiar como uno de los autores de tan populares series como Los Serrano (2003-2008), El barco (2011-2013) y Bienvenidos a Lolita (2014). El realizador ha acertado a la hora de mezclar algo tan habitual en la cinematografía actual como es la alternancia de géneros y así bajo el prisma de una comedia de planteamientos dramáticos y supuesta acción, hay dosis suficientes de intriga y humor para constituir una puesta en escena que ofrece al espectador perspectivas en principio imprevisibles.

Y así nos presenta un personaje tan singular como Slatan, un tipo de Karadjistan, un país supuesto dominado y sometido por Rusia - tenemos bien presente Crimea- que protagoniza una situación realmente trágica. Ha de provocar la explosión de un avión de pasajeros que se dirige de Moscú a Madrid. Todo el plan previsto se viene abajo cuando una intensa tormenta de nieve frustra los planes de vuelo y los pasajeros han de pernoctar en un hotel de montaña en espera de que amaine el temporal. El suicida se verá obligado a convivir a lo largo de tres días con quienes habrían de ser sus víctimas. En esa obligada convivencia unas singulares relaciones y acontecimientos le harán percibir una distinta visión de la vida y unas circunstancias mucho más optimistas y totalmente positivas.

Álex Pina parte de una concepción visual del tema que logra un inicial impacto en el espectador bastante positivo. Clave de esos aciertos lo constituye un guión que el director ha compuesto con Daniel Écija donde hace un buen uso de esa alquimia de géneros que combina la intriga, el thriller en la expresión habitual, con los rasgos humorísticos, las situaciones disparatadas, los enredos y el drama de tono intimista, todo lo cual propicia instantes de incertidumbre, acción, emociones y secuencias de notable intensidad que mantienen el interés del espectador, aunque a veces el ritmo de la acción decaiga.

Hallazgo destacado es el del protagonista, Álex García, que por acertar destaca incluso en su acento y caracterización y que encuentra en intérpretes como Carmen Machi, Eduardo Blanco, Verónica Echegui, y Leticia Dolera los complementos y contrastes que conjugan una puesta en escena que, además de renovar el tono de nuestra cinematografía, como lo ha hecho con fortuna de público y crítica Ocho apellidos vascos (2014), la libera de vicios y clisés indeseables tan habituales en otro tipo de cine que, desgraciadamente, tanto cultivamos aquí.

Quiroga

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios