Salida de la UE

Laboristas y ‘tories’ alertan del peligro de vetar un pacto de May para el ‘Brexit’

  • La 'premier' puede encontrarse con la negativa de la Cámara de los Comunes a su propuesta de acuerdo con la UE

  • La frontera norirlandesa sigue siendo el principal punto de discordia

Theresa May conversa con el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, en Bruselas. Theresa May conversa con el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, en Bruselas.

Theresa May conversa con el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, en Bruselas. / Julien Warnand / Efe (Bruselas)

Diputados del Partido Conservador (tories) y la oposición laborista advirtieron de que vetar en el Parlamento británico el eventual acuerdo sobre el Brexit al que pueda llegar la primera ministra, la tory Theresa May, abocaría al país a una peligrosa ruptura abrupta con la UE.

May asistió a una cumbre en Bruselas en la que no se produjeron avances significativos en las negociaciones, en parte debido a la presión desde sus propias filas conservadoras para que rechace la cláusula de seguridad que propone la UE para mantener abierta la frontera norirlandesa en cualquier circunstancia.

Sin el apoyo del ala más euroescéptica de su formación y del norirlandés Partido Democrático Unionista (DUP), que tampoco acepta ese mecanismo de seguridad, la primera ministra puede tener dificultades para que la Cámara de los Comunes apruebe un acuerdo, paso imprescindible para que entre en vigor.

"Estoy asombrada por el hecho de que algunos de mis colegas del Partido Conservador no quieren escuchar lo que los empresarios y los ciudadanos nos están diciendo", dijo la tory Nicky Morgan.

"Espero que no sigan voluntariamente un camino que llevaría potencialmente a que se estrelle la economía. No podemos actuar en contra del interés nacional", dijo Morgan, presidenta del Comité de Tesorería de los Comunes, a la agencia británica PA.

El ministro de Exteriores británico, Jeremy Hunt, urgió a sus compañeros de partido a respaldar a la jefa de Gobierno. "La gran fuerza de la UE en estas negociaciones es que los 27 socios se han mantenido unidos. Debemos hacer lo mismo, estar detrás de Theresa May para maximizar su capacidad negociadora en Bruselas", dijo el ministro.

También se ha comenzado a abrir una brecha en el Partido Laborista después de que su líder, Jeremy Corbyn, sugiriera que previsiblemente dé la orden de oponerse al acuerdo al que pueda llegar May. El diputado laborista Gareth Snell advirtió, sin embargo, de que la oposición "debe tener mucho cuidado en no convertirse en la comadrona que traiga al mundo un Brexit sin acuerdo" debido a su voto negativo.

"Sé que muchos de mis colegas estudiarán el acuerdo al que lleguemos y reflexionarán sobre si el mejor escenario para sus electores es estrellarse con el desacuerdo", dijo Snell a la BBC.

El principal escollo sigue siendo el futuro estatus de la frontera entre la región británica de Irlanda del Norte y la República de Irlanda. May se comprometió con Bruselas en 2017 a que Irlanda del Norte mantendría "una total consonancia con las normas del mercado único y la unión aduanera" mientras no se encuentre "otra solución", si bien ambas partes siguen sin consensuar un mecanismo para materializar esa promesa.

El primer ministro irlandés, Leo Varadkar, aseguró que la propuesta de alargar el periodo de transición del Brexit más allá de diciembre de 2020, como se ha puesto sobre la mesa esta semana, no soluciona ese problema.

Dublín quiere una cláusula que mantenga a Irlanda del Norte en las estructuras europeas hasta que se haya firmado un pacto de libre comercio entre Londres y Bruselas que permita mantener sin aduanas el paso entre las dos Irlandas, lo que podría alargarse más allá del periodo de transición.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios