Novedades

Así es el ID.4, el nuevo SUV eléctrico de Volkswagen

  • Tras la entrega de las primeras unidades del Volkswagen ID.3, el nuevo automóvil eléctrico de nueva generación de la firma de Wolfsburg, le toca el turno al ID.4, un SUV que, inicialmente, contará con dos versiones First Edicion con un precio en Alemania desde 49.950 euros.

Así es el Volkswagen ID.4, el nuevo SUV eléctrico de Volkswagen Así es el Volkswagen ID.4, el nuevo SUV eléctrico de Volkswagen

Así es el Volkswagen ID.4, el nuevo SUV eléctrico de Volkswagen

El lanzamiento del Volkswagen ID.4, desarrollado sobre la misma plataforma MEB del ID.3, se pone en marcha. En principio, en el mercado alemán con dos versiones First, una que cuesta 49.950 euros y otra 59.950. 

EL ID.4 mide 4,58 m de largo y tiene un Cx de 0,28, bajo; se podrán elegir cuatro colores para la carrocería y un paquete exterior Style que aporta elementos en negro, como el techo, retrovisores…, en tanto que otros están pintados en gris, como los pilares traseros, barras… Entre las tecnologías de iluminación con las que cuenta están los faros Matrix LED, de serie en los First Max, el nivel más costoso de los dos. También usan LED los pilotos traseros, incorporando algunas funciones de bienvenida o salida del coche.

Sus tiradores están integrados en las puertas cuando no son necesarios y el techo panorámico es de serie en los First Max.

El Volkswagen ID.4 es algo más pequeño que el otro SUV construido con la misma plataforma MEB, el Skoda Enyaq. El Volkswagen ID.4 es algo más pequeño que el otro SUV construido con la misma plataforma MEB, el Skoda Enyaq.

El Volkswagen ID.4 es algo más pequeño que el otro SUV construido con la misma plataforma MEB, el Skoda Enyaq.

Entre sus aportaciones novedosas está el airbag central entre los asientos delanteros, para evitar el contacto entre los dos ocupantes de estos asientos. Estas butacas incluyen el certificado AGR y, de serie, ambos incluyen los reposabrazos interiores.

Con esta configuración, manteniendo los asientos traseros desplegados, el maletero tiene 543 litros, aunque puede crecer hasta los 1.575 si se abaten. Con esta configuración, manteniendo los asientos traseros desplegados, el maletero tiene 543 litros, aunque puede crecer hasta los 1.575 si se abaten.

Con esta configuración, manteniendo los asientos traseros desplegados, el maletero tiene 543 litros, aunque puede crecer hasta los 1.575 si se abaten.

El maletero tiene una capacidad de 543 litros y, en el acabado más alto, el portón tiene función de manos libres. Puede arrastrar remolques de hasta 1.000 kg.

Táctil o con la voz

El Volkswagen ID.4 no tiene teclas ni pulsadores: todos los mandos son táctiles. Puede controlar diversas funciones desde el volante, desde donde se maneja la pantalla tras éste. Por otro lado, en centro del salpicadero se sitúa una segunda pantalla multifución que incluye el control de telefonía, asistencias integradas en el IQ.Drive, configuración… También el navegador. Según el nivel de acabado es de 10 o 12” y, además de usarse táctilmente, puede responder a la voz.

No hay pulsadores ni teclas, sólo mandos táctiles para el manejo de las diferentes funciones. El mando del "cambio" está pegado a la pequeña pantalla de la instrumentación que se complementa, en algunos acabados, con un head-up display. No hay pulsadores ni teclas, sólo mandos táctiles para el manejo de las diferentes funciones. El mando del "cambio" está pegado a la pequeña pantalla de la instrumentación que se complementa, en algunos acabados, con un head-up display.

No hay pulsadores ni teclas, sólo mandos táctiles para el manejo de las diferentes funciones. El mando del "cambio" está pegado a la pequeña pantalla de la instrumentación que se complementa, en algunos acabados, con un head-up display.

De serie cuenta con ID.Light, que permite al conductor identificar diferentes situaciones, como que el Volkswagen ID.4 está listo para ponerse en marcha con la iluminación de una tira de LED bajo el parabrisas. También en el parabrisas dispone de la información que refleja el head-up Display, que cuenta con realidad aumentada y es de serie en el Max.

Propulsión o, en el futuro, tracción total

Los motores eléctricos se sitúan en el ID.4 en eje trasero. Siempre se trata de un síncrono de imanes permanentes compacto, ligero y muy eficiente. En los dos First ofrece 204 CV y 320 Nm, con lo que este Volkswagen acelera de 0 a 100 km/h en 8,5 s, con una velocidad máxima limitada a 160 km/h. A lo largo del año que viene aparecerá una versión de tracción total, con un motor delantero por tanto, y más potente.

Inicialmente, el Volkswagen ID.4 sólo será de tracción trasera, con un motor de 204 CV, pero luego incorporará otras versiones de mayor potencia y con un motor delantero con el que proporcionar tracción total. Inicialmente, el Volkswagen ID.4 sólo será de tracción trasera, con un motor de 204 CV, pero luego incorporará otras versiones de mayor potencia y con un motor delantero con el que proporcionar tracción total.

Inicialmente, el Volkswagen ID.4 sólo será de tracción trasera, con un motor de 204 CV, pero luego incorporará otras versiones de mayor potencia y con un motor delantero con el que proporcionar tracción total.

Respecto al suelo el Volkswagen ID.4 tiene una altura de 21 cm. Lleva llantas de 20 o 21” y su diámetro de giro es de sólo 10,2 m, en parte por lo mucho que pueden moverse las ruedas delanteras al no estar condicionadas por elementos mecánicos como los que lleva un coche con motor de combustión. Tiene amortiguación adaptativa que se asocia a la selección de los modos Confort, Eco e Individual. También dirección progresiva o un bloqueo electrónico de diferencial que funciona asociado a otros elementos del chasis.

Hasta 520 km con la batería de 77 kWh

La batería ofrece una capacidad neta de 77 kWh. Pesa 493 kg y puede ofrecer una autonomía de hasta 520 l. Está refrigerada por agua y tiene una garantía de ocho años o 160.000 km: después de este plazo aún debería tener el 70 por ciento de su capacidad original.

El cambio permite elegir entre un modo D, en el que el coche se mueve por inercia; y otro B en el que se recarga la batería, lo que también se produce cuando se frena. Con todo, es esencial la recarga conectándolo a la red. En este sentido admite cargas con corriente continua de 125 kW, de modo que en 30 minutos ya dispondría de energía para hacer 320 km. No es una potencia habitual en España, donde lo más normal es que los cargadores de oportunidad ofrezcan un máximo de 50 kW. Además se puede recargar con corriente alterna, con potencias de hasta 11 kW.

El Volkswagen ID.4 llegará a Europa en breve con esas versiones First Edition de las que se producirán sólo 27.000 unidades. Llegado a ese número, se fabricarán unidades con el equipamiento opcional agrupado en paquetes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios