HUELVA INFORMACIÓN En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Huelva

La luz de las tiendas de siempre de Huelva durante el coronavirus

  • Pescaderías, carnicerías o fruterías son algunos de los negocios que abren sus puertas a los onubenses cada día con medidas de prevención

  • Estos días festivos tienen permitida la apertura todos los establecimientos de alimentación

Aspecto del Pasaje Manuel Machado durante una mañana del confinamiento. Aspecto del Pasaje Manuel Machado durante una mañana del confinamiento.

Aspecto del Pasaje Manuel Machado durante una mañana del confinamiento. / Alberto Domínguez

En la Pescadería Tamara, en el Pasaje Manuel Machado, no está Tamara tras el mostrador. "Es mi hija pero no viene porque no puede estar conmigo aquí", explica Rafael Vaz. Lo dice a través de una pantalla protectora, artilugio que se ha hecho común estos días, pero que no es tan fácil de conseguir. "Me la ha regalado un chaval que las estaba repartiendo a los comercios". A simple vista, los pequeños negocios siguen siendo los de siempre pero no son los mismos. Las colas son constantes en el exterior pero no porque no se quepa dentro sino porque sólo puede entrar uno. Es la cara amarga del coronavirus en la vida diaria. En las tiendas de siempre y sólo en las que permanecen abiertas. Estos negocios son donde los dueños se conocen los nombres de sus clientes, a quienes hacen sentirse queridos y más ahora cuando se exponen ante el enemigo invisible. El enemigo de todos.

En la Pescadería Tamara no está Tamara tras el mostrador porque la prevención es lo más importante. "Vamos tirando", dice su padre con amabilidad y alegría. Dibuja una sonrisa en su cara más que lo hace el sol estos días a pesar de que "las ventas han bajado". Y no es por el producto, porque sí que hay, menos pero hay, sino que sus clientes más fieles son personas mayores, que al final siempre son la alegría del trasiego diario. Y con todo y más los precios del mar se siguen manteniendo aunque salgan menos barcos a faenar. Y el horario sigue siendo el mismo para Rafael Vaz. "Me despierto a las 04:30 y cierro la pescadería a las 15:30", concluye el padre de Tamara antes de seguir en esta lucha por llevar el pan hasta su casa.

En la Frutería Juani una cuerda impide al cliente entrar en su interior. Una prevención esencial para que los empleados, dispuestos todos con pantallas protectoras, trabajen con más seguridad desde dentro. Todo el que llega pide desde la puerta y mira cómo empaquetan su compra con el mismo mimo que lo hacen un día cualquiera. Cierto es que la incertidumbre está ahí porque "no sabes si es mejor una careta o una mascarilla", explica Juan Contreras, quien no asegura no tener miedo ante el bicho porque "creo que lo vamos a coger casi todos más tarde o temprano si no sale una vacuna". 

Durante la conversación el comercio no dejó de atender demandas. Tanto que allí "las ventas se han mantenido", pero en vez de muchas pequeñas compras, se hacen más grandes. Patatas, naranjas, "que será porque son buenas para la gripe", y plátanos. "Comen más ahora que antes". La razones son la ausencia de bares y la comida precongelada de diario para muchos, pero ahora no. "Está saliendo hasta la uva". "La gente todavía tiene dinero porque no se lo gasta en los bares". 

Una pantalla de plástico centra la prevención en el Punto de Pan Caliente La Cinta. Laidy Moreno, además, lleva una pantalla protectora en su cara que se suma a una incansable sonrisa. "No venimos con miedo sino con ganas de servirle a la gente y de aportar", explica esta chica colombiana que llegó a Huelva hace tres años y trabaja en el negocio desde noviembre. Tanta es su actitud que la tienda abre a las 07:30 y no echa el cierre hasta las 21:00, en una jornada partida. Además, para facilitar las cosas "llevamos a la gente mayor la comida que necesiten para una semana". Pedidos de gente que vive sola, que no puede salir por precaución y que, a buen seguro, no olvidarán el detalle de no tener que desplazarse. Y para el cliente que se acerca hasta la tienda "hay que destacar su serenidad y el respeto a las normas". A ellos, las máscaras también se las han regalados los clientes. El círculo de la solidaridad. 

Estos días festivos tienen permitida la apertura todos aquellos negocios que están abriendo durante el estado de alarma. Por ejemplo, el supermercado de El Corte Inglés abrirá en horario de 11:00 a 19:00.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios