Huelva

Los sindicatos consideran que el SAS sólo ha dado migajas a la sanidad onubense

  • Denuncian el mutismo de Salud sobre proyectos clave como el hospital Materno Infantil

Concentración antifusión en 2016. Concentración antifusión en 2016.

Concentración antifusión en 2016. / canterla

No se les pasa el enfado a los sindicatos que durante buena parte de este año han estado negociando con la Administración la desfusión de los dos hospitales de la capital y la mejora de la asistencia sanitaria en la provincia. Tras un comunicado que hicieron público la semana pasada, denuncian que el mutismo persiste en el SAS y se sienten víctimas de sus desplantes, en palabras del responsable de Sanidad del CSIF, César Cercadillo. La situación es tal que el responsable de esta central, al evaluar las mejoras realizadas en Atención Primaria, las consideró migajas, lo que también respaldó el presidente del Sindicato Médico (SM) de Huelva, Juan Manuel Salguero.

Según los representantes de los trabajadores de la sanidad pública onubense, el mutismo también se extiende a los máximos representantes de la Junta de Andalucía, a quienes enviaron un requerimiento tanto a su presidenta, Susana Díaz, como a la consejera de Salud, Marina Álvarez, para recabar información acerca del proyecto del hospital Materno Infantil: inicio de obras y previsión del comienzo de funcionamiento, sin que "hasta el momento haya habido respuesta a ninguno de esos puntos", apuntaron tanto Cercadillo como Salguero y el presidente del Sindicato de Enfermería (Satse), Antonio Botello. El representante del SM añadió que "pedimos sobre este tema concreción y ni siquiera eso".

Todos ellos esgrimieron que "lo que la Administración quiere es ganar tiempo y que no nos hayan vuelto a convocar en todo este otoño es una auténtica tomadura de pelo".

Respecto al proceso de desfusión, hasta el momento no perciben grandes mejoras, como indicó Botello, y denuncian que "para lo único que nos metieron prisa fue para el paso que tenían que dar del reparto de los trabajadores en alguno de los dos centros hospitalarios" y ni "eso siquiera se ha cumplido pues hay muchos empleados que aún siguen en su puesto anterior".

La paralización de la mesa provincial fue subrayada por los representantes del SM y CSIF, un foro de debate "que murió en septiembre quedando muchísimas cosas en el tintero por ser tratadas" según Cercadillo, mientras que Salguero recordó que la propuesta de que Atención Primaria fuera reforzada con una veintena de médicos "ha sido respondida con cuatro o cinco contratos".

Todos ellos también coincidieron en apuntar la falta de información que les llega desde los hospitales y son conscientes de haber puesto mucho de su parte siempre y cuando el SAS se tomara en serio el proyecto del hospital Materno Infantil.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios