Los Magos de Oriente

Sus Majestades protagonizan cabalgatas de despedida

  • Enclaves como La Navidad, La Hispanidad, La Orden y El Portil expresan el cariño a los Reyes

Sus Majestades entrando a la barriada de La Navidad. Sus Majestades entrando a la barriada de La Navidad.

Sus Majestades entrando a la barriada de La Navidad. / Correa (Huelva)

El día más esperado del año se hizo una vez más, realidad, No fallan ningún año y fieles a su cita, Sus Majestades los Magos de Oriente visitaron todos los hogares de Huelva repartiendo regalos y felicidad. Según ha podido saber este periódico, Melchor, Gaspar y Baltasar han dejado muy poco carbón a los niños onubenses porque son conscientes de lo bien que se han portado durante 2018. Ahora hay que seguir así durante el presente año.

Las luces de las casas se encendieron más pronto de lo habitual ya que la ansiedad de los pequeños los sacó de la cama comprobando que la bandeja con dulces estaba vacía y que los camellos habían bebido de los cubos. Tras pasar toda la mañana jugando y tras almorzar, era el momento de ver qué habían dejado los Reyes en casas de familiares de modo que casi todo el mundo iba por la calle cargado con bolsas. También los contenedores iban dando testimonio de la prodigalidad de unos Reyes que respondieron generosamente a las muestras de cariño que los onubenses les expresaron el día 5 cuando sus carrozas recorrieron prácticamente toda la capital.

Carrozas por las calles de La Orden. Carrozas por las calles de La Orden.

Carrozas por las calles de La Orden. / Correa (Huelva)

Pero antes de iniciar su largo viaje hasta Oriente y descansar de tanta actividad, Sus Majestades hicieron unas paradas que ya son tradicionales en algunos puntos de Huelva. En la capital esos son los casos de La Navidad, La Hispanidad y La Orden. En el primero de los casos, se trata de una larga tradicional que estos vecinos saben mantener y que llena de alegría la mañana del Día de Reyes. Uno de los atractivos de esta cabalgata es que Sus Majestades dejan sus carrozas para montar en caballo con lo que están aún más cerca de grandes y pequeños. Lo que sí ocurre, como en la cabalgata del día 5, es que se procede la lluvia de caramelos.

EnLa Orden, el desfile dio comienzo en la Parroquia de Santa Teresa de Jesús.Desde allí recorrió buena parte de la barriada para regresar al templo. Esta cabalgata cuenta con la colaboración de la Hermandad del Perdón que tan arraigada está en la barriada. En el desfile hubo oportunidad de poder volver a contemplar algunas de las carrozas de la cabalgata del sábado.Pero hay otro lugar en la provincia en la que se ha consolidado un desfile que también tiene lugar el día 6. Hasta del cielo llovieron también allí, cientos de caramelos y regalos en El Portil y Nuevo Portil, en el marco de la cabalgata de Reyes Magos. El tiempo acompañó, como en el resto de la provincia, y la agradable y soleada mañana de Reyes atrajo hasta dicho núcleo costero, que comparten los municipios de Cartaya y Punta Umbría, a miles de portileños, a los que se sumaron numerosos vecinos de ambos municipios, de la capital provincial y de otras localidades del entorno, que no quisieron perderse el último adiós de Melchor, Gaspar y Baltasar.

Mucho público en la cabalgata de El Portil. Mucho público en la cabalgata de El Portil.

Mucho público en la cabalgata de El Portil. / Landero (El Portil)

Un último adiós que se sumó al habitual derroche de ilusión, magia, colorido y vistosidad, que sobre todo para los más pequeños, encierra cada año la cabalgata de Reyes de El Portil y Nuevo Portil que, una vez más, organizó la Asociación de Vecinos Portileños.El cortejo real estuvo formado por nueve carrozas: los tres tronos reales aportados por el Ayuntamiento de Punta Umbría y otras seis por el de Cartaya y alusivas a distintos motivos y personajes de ficción infantiles como Spider-Man, la Patrulla Canina, la Estrella de Oriente, o Mickey y Minnie Mouse, entre otros.La organización de la cabalgata portileña también contó con la colaboración de numerosos comercios y hosteleros locales, así como de vecinos anónimos que también han querido arrimar el hombro, con el principal objetivo de hacer realidad la fantasía e ilusión de los más pequeños en un día tan especial para ellos.

La comitiva real partió pocos minutos después de las doce del mediodía desde la calle Enebros, para recorrer posteriormente Camaleón, Rezón, Cigüeña, Camaleón, Helecho, Focha, Rezón, Laguna Seca, Marijata, Prado Viejo, Camaleón, Cervantes, Fuente Blanca, Arroyo de la Plata, Laguna Seca y Bartolomé de las Casas, concluyendo casi tres horas después en la portileña capilla del Rosario.

Según la organización, durante el trayecto se repartieron más de 8.000 pequeños juguetes, 2.000 kilos de golosinas y otras chucherías y caramelos, y muchas sorpresas, además de lanzarse más de 300 cohetes anunciando el paso de una comitiva que contó con varios puntos de tirada masiva de caramelos, especialmente en la calle Cigüeña, desde cuyos altos edificios fueron lanzados más de 600 balones y 1.000 pack de golosinas y gusanitos, dando la sensación de que caían del cielo.

Finalmente destacar que Doina Conjocariu encarnó ayer domingo al Rey Melchor en la cabalgata portileña; Justo Alonso al Rey Gaspar y finalmente Francisco González al Rey Baltasar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios