Huelva

La compraventa de viviendas sube un 21,3% el primer trimestre del año

  • Las transmisiones de la propiedad llegan a los números más altos de los últimos cinco años

Vista general de la capital onubense desde el aire. Al fondo, Corrales, al otro lado de la ría del Odiel. Vista general de la capital onubense desde el aire. Al fondo, Corrales, al otro lado de la ría del Odiel.

Vista general de la capital onubense desde el aire. Al fondo, Corrales, al otro lado de la ría del Odiel. / fotos: alberto domínguez

La esperada recuperación económica empieza a asomar la punta en el sector inmobiliario: los cambios de titularidad en las propiedades mantienen el alza de los últimos cinco años. Apenas aumentan un 3,6% en el primer trimestre del año, aunque quizá el dato más positivo se encuentra detrás, con el 21,3% de alza que registran las operaciones de compraventa de viviendas, sostén del balance general que lastran en el Registro de la Propiedad los movimientos de locales comerciales y garajes.

El Instituto Nacional de Estadística (INE), en su regular seguimiento de las transmisiones de títulos de la propiedad, publicaba hace unos días los últimos datos, correspondientes a marzo, en los que se refleja un descenso general en las operaciones, de la mano también de las compraventas de viviendas. Éstas bajaron ese mes en todo el país un 3,1%, y en Andalucía hasta un 6,3%, pero en la provincia de Huelva este tipo de operaciones registró un alza del 12,9% y llevaron a cerrar el primer trimestre con un crecimiento del 21,3% en estas operaciones.

Los números absolutos para los tres primeros meses de 2018 se fijan en 1.205 viviendas transmitidas en compraventa en la provincia, lo que lleva a índices que no se alcanzaban desde 2011, la última vez que se superó el millar en el primer trimestre del año, al llegar a 1.477. Aun así, el camino de recuperación tras la recesión parece que será largo todavía, al tener detrás como referente los 3.009 apuntes de esta naturaleza realizados en 2007 en la provincia de Huelva, en los últimos coletazos de las vacas gordas.

Las viviendas marcan el paso en lo que se refiere a fincas urbanas. En Huelva, este último trimestre, protagonizaron 2.084 cambios de titularidad entre los 3.340 centrados en el ámbito de núcleos poblacionales. Se completa el registro con las aportaciones de los solares (198) y del resto de fincas urbanas (1.058), que en este caso suman locales comerciales y garajes.

Y es éste apartado último el que en marzo dejó un retroceso, que en cierta medida lastra los números generales: 19,6% menos operaciones de este tipo de inmuebles respecto a febrero. Todavía quedan lejos las cifras que se manejaban en los tiempos previos a la crisis: como referencia, en 2007 se registraron 2.269, aún superior en 2008, con 2.458 al sentirse ya los primeros efectos de la recesión, que hicieron mover ficha a los más avispados.

Otra cosa es el modo en que las propiedades cambian de mano, ya que no todo es compraventa. Hay donaciones y permutas pero, sobre todo, hay transmisiones por herencia, que suman el segundo medio de inscripción en el Registro. En Huelva, entre enero y marzo, fueron 371, seis menos de las que se dieron en el mismo periodo de 2017, pero manteniendo esos niveles que no se habían alcanzado desde que comenzó la recesión y se hizo más difícil asumir los costes que lleva pareja una transmisión de propiedad de este tipo. Hace siete años había un centenar menos de cambios de propiedades urbanas por herencias y en 2008 sumaron 376 durante el primer trimestre.

Las fincas rústicas siguen mostrando un comportamiento más irregular y tienen también muy distante el nivel de 2007. Entonces hubo 1.237 transmisiones de esta tipología; ahora, 538, sólo superior a los registros del año 2016 (512) y 2013 (476).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios