Huelva

La luz y el alma de las Marismas del Odiel se revelan en una obra de Manuel Gómez

  • La Fundación Atlantic Copper y Electroquímica Onubense son las entidades colaboradoras de un proyecto que reúne más de 270 fotografías del Paraje Natural

Presentación de la obra 'Marismas del Odiel. Reserva de luz y de alma'. Presentación de la obra 'Marismas del Odiel. Reserva de luz y de alma'.

Presentación de la obra 'Marismas del Odiel. Reserva de luz y de alma'. / Josué Correa (Huelva)

La obra Marismas del Odiel. Reserva de luz y de alma se ha presentado como una radiografía de la buena salud de la que goza un entorno que se presume como un referente en Europa por los objetivos de desarrollo sostenible logrados. El libro, cuya autoría y coordinación ostenta Manuel Gómez, se ha realizado con motivo de la celebración de los 35 años de declaración de este enclave como Paraje Natural

El título aglutina más de 270 fotografías con más de 40 paisajes y 95 especies de aves que habitan en las Marismas del Odiel. Las instantáneas revelan la belleza de un entorno en el que existe un equilibro entre tradición, industria ambiental, turismo y educación, al tiempo que se nutre de un poemario de Manuel Diego Pareja-Obregón, una de las figuras claves en la cetrería por su compromiso con la conservación de la naturaleza.

La presentación de la obra ha corrido a cargo de la delegada de la Junta en Huelva, Bella Verano, quien ha agradecido el apoyo de la Fundación Atlantic Copper y de Electroquímica Onubense en el marco de una colaboración público-privada. Asimismo, Verano ha destacado la "singularidad" de un entorno que se erige como almacén de carbono azul, así como de una gran cantidad de especies, razón por la cual la Unesco distinguió el enclave como Reserva de la Biosfera en 1983. De este modo, también ha querido ensalzar la labor gestora sobre el mismo, en tanto que "es un ejemplo para otras zonas de Europa por el enorme impulso de programas de rehabilitación y mejora".

Sobre este título que refleja la luz y el alma de las Marismas del Odiel, Manuel Gómez aseguraba el "enorme privilegio que supone coordinar un gran equipo de fotógrafos, a quiénes nunca les importó nada que no fuera el resultado final". A su vez, ha querido agradecer también "la modestia y la humildad" de José Manuel Sayago y de su hijo Tomás, pues ambos han trabajado en el libro revelando "múltiples anécdotas que se dieron durante el desarrollo".

El prólogo corrió a cargo del Director Conservador Enrique Martínez, que retrata los peligros que han acechado al Paraje Natural y que, por consiguiente, han sido erradicados para mantener el prestigio del entorno.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios