Huelva

El Juan Ramón bate un nuevo récord con siete donantes en enero

  • Ocho trasplantes renales, cuatro hepáticos y uno cardiaco han salvado o mejorado la vida de 13 onubenses

Un médico muestra la tarjeta de donante de órganos y tejidos. Un médico muestra la tarjeta de donante de órganos y tejidos.

Un médico muestra la tarjeta de donante de órganos y tejidos. / canterla

El hospital Juan Ramón Jiménez de Huelva ha alcanzado un nuevo récord en el mes de enero con siete donaciones de órganos -de fallecidos que tenían una media de edad de 58 años- que han permitido beneficiar a 13 pacientes que necesitaban un trasplante para salvar la vida o mejorar su salud.

De este modo, gracias al gesto altruista de la aceptación de la donación en el cien por cien de las familias propuestas este año, a pesar de los dolorosos momentos en los que sucede, y a la intensa labor de los profesionales implicados guiados por la Coordinación de Transplantes del centro, ha sido posible realizar ocho trasplantes renales, cuatro hepáticos y un cardiaco.

100Por cien. La totalidad de las familias afectadas han aceptado la propuesta altruistaEn un solo mes se superan la mitad registrada en 2017, cuando fueron 12

Así, según informó el centro hospitalario en una nota de prensa, a estos trasplantes de órganos hay que sumar también las donaciones de distintos tipos de tejidos para implantes posteriores, como son diez córneas, así como diverso tejido óseo y valvular, que suponen "importantes beneficios en la calidad de vida de las personas que las reciben". De ellos, el Servicio de Oftalmología del hospital Juan Ramón Jiménez ha implantado un total de dos córneas a los pacientes onubenses que las precisaban.

Por tanto, los onubenses han mostrado una vez más "su extraordinaria generosidad en estos días", en los que se vuelven a batir cifras históricas en el Juan Ramón Jiménez, ya que las siete donaciones de órganos del mes de enero suponen más de la mitad de todas las acontecidas el pasado año, con 12. De este modo, continúa la curva ascendente que ya venía sucediéndose desde 2016 en el que se registraron un total de ocho donaciones.

De las siete donaciones registradas, dos de ellas se han realizado en asistolia o a corazón parado, consolidándose en el centro hospitalario esta modalidad implantada hace más de dos años como una clara alternativa en auge. El donante en asistolia fallece como consecuencia de una parada cardiorrespiratoria y supone todo un ejemplo de renovación en las prácticas médicas, consolidada ya en los principales hospitales andaluces, lo que permite generar nuevas oportunidades de vida para las personas que aguardan un órgano.

Esta modalidad, de la cual se han realizado un total de nueve en el centro hospitalario hasta el momento, presenta una gran complejidad, y supone una alternativa a la tradicional en el marco de las nuevas estrategias emprendidas en los últimos años desde la Coordinación Autonómica de Trasplantes.

Frente al donante más habitual, que fallece como consecuencia de una hemorragia cerebral o de un traumatismo craneoencefálico, por el cese completo de la actividad cerebral -lo que se conoce con el nombre de muerte encefálica-, el donante en asistolia fallece por el cese irreversible de la actividad cardiaca.

Durante este mes, y especialmente en la semana en la cual se han concentrado cuatro de las donaciones, la Coordinación de Trasplantes del centro hospitalario junto a los profesionales implicados han realizado un importante esfuerzo adicional para que cada una de ellas llegue a buen término, haciendo una especial mención al personal de quirófano que trabaja sin descanso durante innumerables horas en cada uno de los casos con el objetivo de que se cumplan los tiempos que hacen finalmente viables los trasplantes.

En torno a un centenar de profesionales del centro participan en cada una de las donaciones. Un equipo multidisciplinar en el que trabajan anestesistas, intensivistas, radiólogos, cardiólogos, urólogos, traumatólogos, neurólogos, neurocirujanos, neurofisiólogos, oftalmólogos, analistas, profesionales de Urgencia, técnicos de laboratorio, así como personal de enfermería y celadores, siguiendo las indicaciones de la Coordinación de Trasplantes hospitalaria. A ellos se suman los equipos externos de trasplantes, en este caso desplazados desde otros tres centros hospitalarios a Huelva para esta finalidad.

Una vez más, la Coordinación de Trasplantes del Hospital Juan Ramón Jiménez desea manifestar su gratitud a los familiares de los donantes por su solidaridad, que constituye "un claro ejemplo a seguir", al mismo tiempo que recuerdan "el papel de los agentes sociales implicados en el éxito de estos resultados".

Estas cifras tan positivas obtenidas en el hospital Juan Ramón Jiménez en el mes de enero se enmarcan en los resultados generales obtenidos en Huelva y en Andalucía durante el año 2017, en el que la provincia alcanzó el récord histórico de 23 donaciones (19 de órganos y cuatro más estrictamente de tejidos) y la comunidad de 413, superando los 900 trasplantes y batiendo su propio récord de donaciones y trasplantes por cuarto año consecutivo. Las donaciones en asistolia han representado en el Juan Ramón Jiménez el 29%, en línea con el 24% andaluz.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios